Opinión Bolivia

  • Diario Digital | lunes, 27 de junio de 2022
  • Actualizado 10:06

Paraguay reporta un alza de 29% en los casos de COVID durante la última semana

Casos COVID en Paraguay. EFE
Casos COVID en Paraguay. EFE
Paraguay reporta un alza de 29% en los casos de COVID durante la última semana
Los casos de COVID-19 subieron un 29% en la última semana en Paraguay, que registra un "aumento sostenido" de los contagios, dijeron este viernes las autoridades sanitarias.

"El covid está mostrando un aumento sostenido durante cinco semanas", advirtió la titular encargada de la Dirección de Vigilancia de la Salud, Sandra Irala.

En una rueda de prensa sobre la situación epidemiológica del país, la funcionaria reveló que entre el 29 de mayo y el 4 de junio pasado se registraron 776 positivos.

En la semana anterior, se contabilizaron 601 casos positivos.

En ese contexto, Irala explicó que el porcentaje de positividad de la enfermedad está en un 10 %, lo que supone que por cada 100 personas que se someten a un test de covid, diez están infectadas.

"Estábamos teniendo 5 en las semanas previas, pasamos a 8 y en este momento estamos con 10 % de positividad", afirmó Irala, para ilustrar la tendencia al alza del virus en el país.

Por su parte, la directora del Laboratorio Central, Carolina Aquino, reveló que el 100 % de las muestras analizadas en el país para covid-19 han dado positivo a la variante ómicron.

Aquino detalló que se han detectado los sublinajes BA.1 y BA.2, así como BA.2.12 y BA.5.

En cuanto a la vacunación, el Ministerio de Salud Pública y Bienestar Social indicó que han sido administradas en total 8.838.289 dosis de vacunas contra la covid-19.

De ese total, 3.940.647 corresponden a la primera dosis (con una cobertura del 53 % de la población total), 3.442.577 a la segunda (46 %) y 1.426.519 a la tercera aplicación o refuerzo (19 %).

Paraguay amplió desde el lunes pasado la aplicación de la cuarta dosis a todas las personas mayores de 18 años.

Desde el 4 de abril, las autoridades habían empezado a administrar el segundo refuerzo al personal de la salud, así como a adultos de más de 50 años y pacientes inmunosuprimidos mayores de 12 años.