Opinión Bolivia

  • Diario Digital | sábado, 02 de julio de 2022
  • Actualizado 19:05

Imilla Skate, la comunidad de skaters que reivindica la pollera

Este colectivo de mujeres tiene como objtivo enseñar e incentivar a toda mujer o niña que quiera aprender a patinar. Alistan un documental sobre el grupo, que se estrenará el 6 de agosto de 2022.

Imilla Skate es la propuesta de un grupo de cochabambinas que tiene como objetivo enseñar e incentivar a toda mujer o niña que quiera aprender a patinar. ALEJANDRO ORELLANA
Imilla Skate es la propuesta de un grupo de cochabambinas que tiene como objetivo enseñar e incentivar a toda mujer o niña que quiera aprender a patinar. ALEJANDRO ORELLANA
Imilla Skate, la comunidad de skaters que reivindica la pollera

Imilla Skate es la propuesta de un grupo de cochabambinas skaters que mezcla la vestimenta de las “cholitas” con el patinaje, aspecto que nace del sincretismo entre lo urbano y lo tradicional con el objetivo de visibilizar las expresiones artísticas y las reivindicaciones culturales de nuestro territorio, en este caso la vestimenta.

Este colectivo de mujeres tiene como objetivo  enseñar e incentivar a toda mujer o niña que quiera aprender a patinar. Fomentando una cultura deportiva, para que el skateboarding crezca como deporte en la comunidad femenina.

En entrevista, Daniela Santiváñez, una "imilla", explica que el skate es un deporte que está en ascenso en el país. “La idea es incentivar a que más chicas se animen a patinar a través de un mensaje de inclusión para con todas”.

Para las “imillas”, las cholas se inmortalizan en la historia que sintetizan y que refleja el heroísmo y la participación decidida de las mujeres en la lucha por la libertad y la independencia.

“Las cholas cochabambinas se caracterizan por su trabajo tesonero, su lucha cotidiana, su sacrificio, amor y desprendimiento para educar y criar a sus hijos. Mujeres que aportan a la economía, a la política, a la educación, a la cultura, a la ciencia y al conocimiento”, explicó el grupo mediante un comunicado en sus redes sociales.

Hace unos meses lanzaron en su canal de YouTube el tráiler de un documental que muestra a las integrantes de Imilla Skate en su recorrido por dife-rentes provincias y departamentos de Bolivia, lugares desde los cuales comparten la cosmovisión de la cultura boliviana, además de difundir su deporte. El material, próximo a estrenarse el 6 de agosto de 2022, fue dirigido por Huara Medina en conjunto con Q´alita producciones. 

“Queremos aportar al cambio y al desarrollo del país”, dice una de las “imillas” en el tráiler, en el que se ve cómo las skaters recorren las calles de diferentes pueblos y ciudades vestidas con la ropa tradicional (blusa, pollera y sombrero), aunque el elemento que mantiene el contexto urbano, además del skate, son los tenis. 

Este último aspecto recuerda un concepto clave en la sociología boliviana, el ch’ixi (o gris en aymara), acuñado por la escritora y socióloga Silvia Rivera Cusicanqui que explica esa mezcla que genera la cultura boliviana como una yuxtaposición de tejidos, en este caso, étnicos y culturales. Una persona puede subirse a un skate y, mientras usa una pollera, pertenecer a una comunidad urbana.