Opinión Bolivia

  • Diario Digital | domingo, 03 de marzo de 2024
  • Actualizado 18:14

Wander Rap: abogado de mamá de María del Carmen batalla para demostrar daño psicológico

Pilar Reyes, madre de la adolescente asesinada por una pandilla en Cliza, podría ser valorada por el Sedeges, luego de que su abogado solicitara el peritaje. El juicio oral contra la vocal Mirtha M. se pasó para el 19 de este mes.
Pilar Reyes, madre de María del Carmen, adolescente víctima de feminicidio en 2016. VIOLETA SORIA
Pilar Reyes, madre de María del Carmen, adolescente víctima de feminicidio en 2016. VIOLETA SORIA
Wander Rap: abogado de mamá de María del Carmen batalla para demostrar daño psicológico

Pilar Reyes, una mamá que peregrina con el grito de justicia en la boca, en memoria de su hija asesinada por la pandilla Wander Rap en 2016, en Cliza, se encuentra severamente afectada psicológicamente. Esa es la figura que quiere demostrar su defensa legal, que ha conseguido que un tribunal notificara al Servicio Departamental de Gestión Social (Sedeges) para que esta institución informe, luego, si puede efectuar el peritaje.

La hija de Pilar ha sido asesinada hace seis años por miembros de Wander Rap, una de las pandillas más peligrosas de Cliza. El líder de ese grupo criminal, Omar Alejandro Ordóñez, fue condenado, en 2017, a 30 años de prisión. Pese a ello, en 2021 el feminicida fue liberado y aprovechó esa situación para escaparse del país. Ahora está prófugo.

La vocal Mirtha M. es acusada por presunto incumplimiento de deberes de protección a mujeres en situación de violencia y prevaricato. En dicho sentido, para hoy miércoles se encontraba programado el juicio oral en su contra. Sin embargo, se ha resuelto aplazarlo para el 19 de este mes, a las 8:30.

"La suspensión ha sido solicitada a consecuencia de la parte acusadora. Queremos tener ese elemento de prueba para proseguir el juicio oral", indicó el abogado de Pilar Reyes, David Henry Flores.

Inicialmente, según el jurista, dicha petición para el peritaje psicológico para demostrar la afectación y el daño sufridos por Pilar se ha elevado a oficinas del Instituto de Investigaciones Forenses (IDIF) 

"Pero el IDIF se niega a realizarlo, considerando que no está dentro de sus protocolos y normas internas. Asume que la señora Pilar Reyes no es una mujer en situación de riesgo. Ante la negativa, solicitamos la valoración psicológica mediante el Sedeges. El tribunal ha dispuesto la notificación al Sedeges, a objeto de que (esa institución) informe si es posible la realización", aseveró Flores.

EN PRECARIAS CONDICIONES

Pilar, junto a su hijo, vive en una de las habitaciones de una casa en la ciudad de Cochabamba. El cuarto posee una pared frontal de vidrio que la mujer, de 55 años, cubrió con plásticos y telas de colores.