Opinión Bolivia

  • Diario Digital | viernes, 07 de octubre de 2022
  • Actualizado 00:09

Sentencian a 30 años de cárcel a la mujer que envenenó y mató a su hija

La investigación develó un atroz crimen. La autora quiso hacer creer que su niña se suicidó, pero se descubrió que ella acabó con su vida para ocultar sus infidelidades. 
Fotografía ilustrativa de una menor de edad.     MARIELA COSSÍO
Fotografía ilustrativa de una menor de edad. MARIELA COSSÍO
Sentencian a 30 años de cárcel a la mujer que envenenó y mató a su hija

Gavina M.M., de 29 años, fue sentenciada a 30 años de cárcel por el delito de infanticidio cometido en contra de su hija, de ocho años, quien murió envenenada en abril de 2020 en Sucre. La mujer acabó con la vida de su pequeña para ocultar sus infidelidades.

El Ministerio Público demostró con pruebas contundentes que Gavina M. es autora del delito de infanticidio. El Tribunal No. 3 de Sentencia Penal de la Capital valoró todos los elementos presentados durante el juicio oral y determinó que la mujer cumpla la pena máxima en el penal de San Roque, informó ayer el fiscal departamental de Chuquisaca, Mauricio Nava Morales. 

El  fiscal departamental detalló que, durante la audiencia, presentaron todas las pruebas colectadas en la etapa preparatoria. Entre ellas el dictamen pericial en toxicología que demuestra que la menor de edad ingirió un insecticida, la autopsia de ley realizado por el Instituto de Investigaciones Forenses (IDIF) que determinó como causa de muerte asfixia mecánica por obstrucción de vías aéreas inferiores por contenido gástrico y el dictamen pericial en psiquiatría de Gavina M.M.

Acotó que la mujer reconoció haber cometido el delito y solicitó someterse a la salida alternativa de procedimiento abreviado. “Los miembros del Tribunal dictaron la máxima pena sin derecho a indulto”.

Sobre el caso, el fiscal asignado Ángel Duran explicó que el hecho ocurrió en la ciudad de Sucre el 17 de abril de 2020, al promediar las 16:00, cuando Gavina M.M. hizo que su hija, de ocho años, tome un insecticida y cuando la menor se encontraba sin signos vitales modificó la escena del hecho para simular un suicidio.

El crimen fue presenciado por su hijo menor, de tres años. La mujer, luego de cometer el delito, salió de su domicilio y a los pocos minutos retornó y simuló sorpresa al ver a su hija sin vida. En ese momento, el padre de la víctima llamó a la policía para reportar el hecho.

Las investigaciones revelaron un atroz crimen. Se descubrió que la niña conocía de las infidelidades de su madre y, por ello, la mujer decidió acabar con la vida de la inocente.

DATOS De enero a agosto de este año, la Fiscalía registró 28 niños asesinados en toda Bolivia. La Paz es el departamento con mayor incidencia con 11 casos.

Le sigue Santa Cruz con 5, Potosí con 5, Cochabamba con 4, Chuquisaca con 1, Oruro con 1 y Tarija con 1.  

En 2021, se registraron 46 infanticidios a nivel nacional. Y en 2020, 51 niños fueron asesinados, es decir, cinco más que en 2021. 

Según las investigaciones, la mayoría de los agresores son familiares, entre ellos padres, madres, padrastros, madrastras u otros cercanos.