Opinión Bolivia

  • Diario Digital | domingo, 03 de marzo de 2024
  • Actualizado 18:14

Por presunto tráfico de sustancias controladas, ex miss vuelve a la cárcel

Esto, luego de que un microaspirado realizado por la Policía a uno de sus vehículos concluyera con el hallazgo de restos de droga. 
Por presunto tráfico de sustancias controladas, ex miss vuelve a la cárcel./ APG
Por presunto tráfico de sustancias controladas, ex miss vuelve a la cárcel./ APG
Por presunto tráfico de sustancias controladas, ex miss vuelve a la cárcel

Luego de más de cinco horas de audiencia, la jueza de Instrucción Cautelar, Yensy Rojas, determinó, ayer sábado, enviar a Alondra M., la ex miss Bolivia Mundo 2020, a la cárcel por 45 días con detención preventiva. 

Esto, en el marco de investigaciones por presunto tráfico de sustancias controladas, luego de que un microaspirado realizado por la Policía a uno de sus vehículos, concluyera con el hallazgo de restos de droga, informó el medio cruceño a El Deber. 

Ayer, tras conocer la determinación, la ex miss sufrió una descompensación, hecho que motivó su traslado al hospital German Busch.

PRIMERA RECLUSIÓN 

El 21 de diciembre, la ex miss fue enviada a prisión por primera vez, tras que efectivos policiales encontraran 110 cartuchos de armas AK47 de diferentes calibres, entre ellos 38, 22 y de 9 milímetros; además de dos vehículos, en la vivienda que habitaba. 

Producto de ello, la Justicia determinó su detención preventiva en el penal de Trinidad por el lapso de 30 días, en el marco de las investigaciones de delitos vinculados al presunto tráfico ilícito de armas y sustancias controladas. 

CUMPLEAÑOS 23 

Previo a esta última determinación, la ex reina incluso celebró su cumpleaños número 23. Con una publicación acompañada de fotos que data del 20 de enero en Instagram, Alondra expresó que a pesar de todas las injusticias que existen, “hay que volar alto”.
 
“La vida me enseñó que a pesar de todas las injusticias que puede haber en nuestro camino siempre hay que volar alto. Más alto que la envidia, más que el dolor, la maldad, más alto que las lágrimas, los juicios. La voluntad de Dios es tan perfecta y por eso me siento tan agradecida con mi familia, amigos y cada una de las personas que siempre han estado a mi lado y me han apoyado, no hay cómo estar en casa rodeada de gente que me ama”, escribió.