Opinión Bolivia

  • Diario Digital | lunes, 16 de mayo de 2022
  • Actualizado 14:46

Primer infanticidio del año: Policía aprehende a los padres por ser presuntos autores del crimen

Foto ilustrativa de un infanticidio. ERBOL
Foto ilustrativa de un infanticidio. ERBOL
Primer infanticidio del año: Policía aprehende a los padres por ser presuntos autores del crimen

Marisol D.H. de 22 años y José L.M. Ch. de 23 son los padres del bebé de un año y nueve meses que falleció en La Paz por golpes en su cabeza, por lo que sus papás fueron aprehendidos y llevados a la cárcel como presuntos autores del hecho. Se trataría del primer infanticidio del año.


El fiscal departamental de La Paz, William Alave, informó hoy que en audiencia de medidas cautelares, el Ministerio Público fundamentó con indicios que sus progenitores son los presuntos autores del delito de infanticidio que habrían cometido en contra de su hijo de un año y nueve meses de edad, quien murió por un golpe que recibió en la cabeza, por ello el Juez de Instrucción octavo en lo Penal los envió a prisión con detención preventiva. La mujer fue trasladada al Centro Penitenciario de Miraflores y el padre al penal de San Pedro.


“Una vez que se tomó conocimiento del hecho, el equipo multidisciplinario de la Fiscalía Especializada de Delitos Contra la Vida de la ciudad de La Paz, se hizo presente en el Hospital La Paz donde se evidenció que el menor estaba fallecido, por lo que se inició la investigación de oficio y se logró la aprehensión de la madre y padre del menor para que declaren sobre la muerte del infante. Al encontrar contradicciones en la versión de ambos la Fiscalía los imputó por el delito de Infanticidio", dijo Alave. 


El fiscal de Delitos Contra la Vida, Cristhian Copa, señaló que el 25 de enero de este año, a las 10:30, aproximadamente, José L.M.CH ingresó a la sala de emergencia del Hospital La Paz, con el niño para que sea atendido de urgencia, ese momento la pediatra de turno evidenció que el menor tenía un traumatismo cráneo encefálico grave y le realizaron maniobras de reanimación básica. A pesar de los intentos falleció.


Posteriormente, el personal del nosocomio dio parte a las autoridades policiales sobre la existencia de un niño fallecido, luego se realizó el levantamiento legal del cadáver y registro del lugar. Al día siguiente, se procedió a la aprehensión de los progenitores en su domicilio de la zona San Sebastián de la ciudad de La Paz.
De acuerdo a la autopsia de Ley practicada por el Instituto de Investigaciones Forenses (IDIF) la causa de muerte del niño fue por una lesión en la cabeza.