Opinión Bolivia

  • Diario Digital | lunes, 25 de octubre de 2021
  • Actualizado 13:29

Adolescente en situación de calle es detenido por muerte en La Coronilla

La Policía aprehendió al autor del crimen, un menor de 16 años que apuñaló a su rival por “venganza” y este se desangró, y perdió la vida. El hecho se esclareció en 24 horas.

Fotografía ilustrativa de un detenido. PIXABAY
Fotografía ilustrativa de un detenido. PIXABAY
Adolescente en situación de calle es detenido por muerte en La Coronilla

Mató a su rival por venganza. Un adolescente, en situación de calle, admitió ser el autor del homicidio ocurrido el sábado en el cerro de La Coronilla, Cochabamba. La Policía esclareció el crimen en 24 horas.

El procesado, de 16 años, conocido como El Balas, buscó a su adversario por “venganza”, la madrugada del 3 de julio. El Chibolo, de unos 25 años, también era una persona en situación de calle. Ellos tenían “rencillas” e incluso el ahora fallecido lo había golpeado antes.

Con un cuchillo, El Balas apuñaló a El Chibolo en el muslo y la muñeca, y eso provocó que la víctima pierda mucha sangre y, poco después, falleció. El autor del hecho se dio a la fuga, pero fue identificado por los testigos que se encontraban en el lugar. La autopsia reveló que la muerte fue a causa de una hemorragia externa, lesiones del paquete vascular en el miembro inferior derecho y traumatismo por arma punzocortante en el muslo derecho, informó el director departamental de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC), Rolando Rojas.

Personal de la División Homicidios se constituyó en la zona del hecho al promediar las 20:25 y encontraron el cuerpo del joven sin signos vitales. “La víctima presentaba una herida punzocortante penetrante en la región del tercio medio del muslo lado derecho y en la muñeca izquierda”, según el reporte policial.

La Policía tomó contacto con otra persona en situación de calle, quien relató las circunstancias en las que el hombre perdió la vida e identificó al autor del crimen. Con esos datos, los investigadores de inteligencia realizan la búsqueda y localizan al adolescente, quien reconoció su autoría.

El caso fue remitido al Ministerio Público. Se prevé que el adolescente sea puesto ante un juez cautelar por homicidio, en las próximas horas. “El que matare a otro, será sancionado con presidio de cinco a 20 años. Si la víctima del delito resultare ser niña, niño o adolescente, la pena será de 10 a 25 años”, dice el artículo 251 del Código Penal, respecto a ese delito.

En este caso, el procesado es un menor de edad y sería enviado a un centro de infractores. La pena será fijada por la autoridad jurisdiccional.

La Policía dio a conocer que el adolescente tiene antecedentes por hurto en 2019 y 2020. También fue implicado en un caso de homicidio en 2020, donde no fue el autor, pero fue relacionado.