Opinión Bolivia

  • Diario Digital | viernes, 24 de mayo de 2024
  • Actualizado 12:49

PRESIDENTA DE LA APDHB

El Premio Libertad 2022 de la ANP será entregado a Amparo Carvajal

Ella está en Bolivia hace 50 años. La estatuilla de bronce será entregada el 3 de mayo, el Día Mundial de la Libertad de Prensa.
Amparo Carvajal, presidenta de la Asamblea Permanente de Derechos Humanos. ERBOL
Amparo Carvajal, presidenta de la Asamblea Permanente de Derechos Humanos. ERBOL
El Premio Libertad 2022 de la ANP será entregado a Amparo Carvajal

La presidenta de la Asamblea Permanente de Derechos Humanos de Bolivia (APDHB), Amparo Carvajal Baños, recibirá el “Premio Libertad 2022 – Juan Javier Zeballos” de la Asociación Nacional de la Prensa (ANP) que representa a los medios impresos y otorga la distinción a personalidades que prestaron eminentes servicios al país.

El tesorero de la ANP, Jorge Carrasco, en representación del presidente de la organización, Marco Antonio Dipp, anunció el nombramiento y entregó una carta a Carvajal con la resolución de una Asamblea de Socios de la entidad defensora de la libre expresión, aprobada por unanimidad el pasado 12 de abril.

La estatuilla de bronce que representa al “Premio Libertad” será entregada el 3 de mayo, el Día Mundial de la Libertad de Prensa.

“Un agradecimiento profundo por este premio. El nombre de libertad significa mucho para mí, desde hace 50 años cuando llegué a Bolivia”, remarcó Carvajal, de 83 años.

Ella nació el 28 de enero de 1939, en Riaño (León España) y llegó al país en 1971 como religiosa de la orden Mercedarias Misioneras de Bérritz.

“El Premio Libertad ha distinguido a personalidades que están luchando por las libertades democráticas”, refirió Carrasco, quien remarcó el trabajo de Carvajal en el ámbito humanitario y de permanente defensa de perseguidos por sus ideas.

“El poder y el honor valen si es servicio. Yo siento que estoy sirviendo a este pueblo”, expresó Carvajal.

Su lucha por inició durante la dictadura de Hugo Banzer (1971-1978) con la visita a las cárceles y las celdas del entonces Ministerio del Interior, buscando la liberación de líderes sociales en su condición de integrante de la comisión de Justicia y Paz, dirigida por el expresidente Luis Adolfo Siles Salinas (1969).

Fue una de las fundadoras de la APDHB, que reemplazó a la comisión de Justicia y Paz que fue desarticulada por Banzer.

A veces, desde la clandestinidad, dedicaba su trabajo a buscar a personas desaparecidas por causas políticas y, a escondidas, también distribuyó el “Semanario Aquí” dirigido por el padre Luis Espinal (1932-1980).