Opinión Bolivia

  • Diario Digital | viernes, 01 de julio de 2022
  • Actualizado 16:08

Paro cívico y marcha del MAS avivan tensión; hay amenazas

El Gobierno denuncia que en Santa Cruz advierten con represalias contra transportistas cruceños que no acaten la medida del lunes. Ministerio de Trabajo dispone jornada normal.
La reunión de cívicos del país en Santa Cruz y la movilización de sectores afines al MAS. APG-ABI
La reunión de cívicos del país en Santa Cruz y la movilización de sectores afines al MAS. APG-ABI
Paro cívico y marcha del MAS avivan tensión; hay amenazas

A pocos días de comenzar una semana de movilizaciones y un paro cívico nacional, diferentes sectores avivan la tensión, en medio de amenazas y convocatorias de asistencia a concentraciones, principalmente en Santa Cruz.

La región cruceña se fijó como el punto donde el Movimiento Al Socialismo (MAS) y la oposición medirán fuerzas.

A la cabeza del Comité Cívico pro Santa Cruz, la movilización del domingo y posterior paro del lunes demanda el cese de la persecución a autoridades de oposición, la liberación de la expresidenta Jeanine Áñez, políticos y activistas, además de la anulación del proyecto de ley contra la legitimación de ganancias ilícitas, entre otros. 

Desde el partido en función de gobierno, las organizaciones alistan masivas concentraciones en defensa de la democracia y la gestión del presidente Luis Arce como también para impedir “intentos de desestabilización”.

El ministro de Obras Públicas, Servicios y Vivienda, Édgar Montaño, denunció, según ABI, que los transportistas de Santa Cruz, que decidieron no acatar el paro nacional, sufrieron represalias.

“Queremos denunciar la toma de la Federación de Transportistas 16 de Noviembre, en Santa Cruz, esto ¿por qué? Resulta que la Federación de Transportistas 16 de Noviembre no va a acatar el paro”, dijo.

Advirtió también que Santa Cruz perderá por un día de paro 32 millones de dólares y a nivel nacional 112 millones de dólares, además que las empresas estatales serán afectadas significativamente.

LA SITUACIÓN

En La Paz, el alcalde, Iván Arias, informó, según Oxígeno, que hoy viernes se analizará si se acata el paro cívico nacional.

“No puede ser que ahora Derechos Reales pase al Ejecutivo, que Fundempresa pase al Ejecutivo, es decir hay un paquete de leyes que lo que quiere es concentrar el poder, pero sobre el paro lo vamos a analizar el día viernes para ver si como Alcaldía asumimos el paro”, afirmó.

Dijo también que las reivindicaciones son “genuinas” porque el paquete de leyes que el Gobierno prepara pretende restringir libertades de los bolivianos. 

Por su parte, el ejecutivo de la Central Obrera Boliviana (COB), Juan Carlos Huarachi, reiteró la convocatoria a todas las organizaciones sociales a una masiva concentración, el 12 de octubre, en Santa Cruz porque consideran que los principales autores intelectuales de lo que consideran un golpe de Estado y de saqueos en el país, en 2019 y 2020 se encuentran en esta región.

“Rechazamos contundentemente los intentos de desestabilización a nuestro Gobierno y exigimos el respeto a nuestros símbolos patrios”, indicó.

Entre tanto, los profesionales en salud decidieron expresar su apoyo a las medidas de presión del 11 de octubre y pidieron a la población no acudir a los centros médicos porque ese día se dedicarán a socializar la norma de legitimación de ganancias ilícitas.

El pronunciamiento fue emitido por el presidente del Colegio Médico de Bolivia, Luis Larrea, luego de un análisis que hicieron en la ciudad de Cochabamba por la situación que pueden atravesar diferentes sectores de aprobarse el proyecto de ley.