Opinión Bolivia

  • Diario Digital | viernes, 01 de julio de 2022
  • Actualizado 16:14

ONU condena falsa acusación a mujer por el rapto de la bebe Samanta y pide al Gobierno reparar el daño

Arturo Murillo (i), ministro de Gobierno.
Arturo Murillo (i), ministro de Gobierno, y la persona afectada. APG
ONU condena falsa acusación a mujer por el rapto de la bebe Samanta y pide al Gobierno reparar el daño

La Misión en Bolivia de la Oficina de la Alta Comisionada de Naciones Unidas para los Derechos Humanos (OACNUDH Bolivia) emitió un comunicado en el que condenó que el Gobierno haya difundido una fotografía y haya acusado a una mujer, que resultó inocente, de haber raptado a la bebé Samanta.

“Resulta condenable el indebido señalamiento público a una mujer por el rapto cometido en contra de una niña, ilícito que debe esclarecerse diligentemente. La exhibición pública de la identidad de una persona inocente trastoca los derechos a la honra, dignidad e integridad”, señaló la oficina de la ONU  a través de su cuenta oficial en el Twitter.

En ese sentido, el organismo pidió al Gobierno reparar integralmente el daño que pudo haber causado a la mujer en cuestión con las falsas acusaciones.

“Si bien se reconoce la disculpa pública formulada por el Ministerio de Gobierno, se alienta a las autoridades a reparar integralmente a la mujer injustamente señalada y a extraer las lecciones pertinentes para evitar la repetición de acciones que también comprometen el debido proceso”, añade la OACNUDH.

El Ministerio de Gobierno difundió la fotografía de una mujer, acusándola de ser quien secuestró a la bebé Samantha. La imagen se viralizó en las redes sociales dando por hecho la culpabilidad de esa persona.

Horas después, la mujer en cuestión se presentó a la FELCC y negó estar vinculada al hecho. Incluso, tuvo un careo con la madre de la bebé Samantha y no fue reconocida, lo que descartó que ella sea la responsable del hecho y por eso fue liberada.

Al respecto, el Ministerio de Gobierno admitió su error y pidió disculpas a Lourdes P., aunque a través de un breve comunicado.