Opinión Bolivia

  • Diario Digital | viernes, 30 de septiembre de 2022
  • Actualizado 21:15

Falta de inmunidad colectiva y pacientes graves, producto de suspensión del carnet, según exministro

Un carnet de vacunación impreso en PVC. Foto: OPINIÓN
Un carnet de vacunación impreso en PVC. Foto: OPINIÓN
Falta de inmunidad colectiva y pacientes graves, producto de suspensión del carnet, según exministro

Luego del anuncio del Ministerio de Salud sobre la suspensión de la exigencia del carnet de vacuna, los puntos de inmunización no presentan filas. El exministro de Salud Guillermo Cuentas sostuvo que las determinación podrían traer otras consecuencias, entre ellas, un atraso para llegar a la inmunidad colectiva y más pacientes graves por COVID-19 a falta de la vacunación masiva.

“En tres meses, lo más probable, hubiéramos llegado al 90 o al 70% (de vacunados) y además hubiéramos disminuido la presión sobre el sistema de salud. Diferir la obligatoriedad del carnet de vacuna (…) presenta objetivamente que hay una disminución de la gente para recibir la vacuna”, explicó Cuentas a Urgente.bo.

Además, el galeno analiza que la disposición del Gobierno presenta una contraposición técnica porque según el anuncio, el carnet no será exigido hasta que dure la emergencia sanitaria, sin embargo, en la norma se garantiza insumos y una vacunación masiva para disminuir la presión sobre el sistema de salud en ese lapso.

“(El decreto) era para garantizar que el sector público y la seguridad social puedan en este período de emergencia sanitaria adquirir insumos, medicamentos, comprar equipos y contratar el recurso humano necesario para atender a pacientes”, indicó.

Asimismo, aseveró que la vacuna masiva contra COVID-19 hubiese disminuido considerablemente los pacientes que necesitan una cama de terapia intensiva y que mientras no se alcance una vacunación del 70% no se podrá retornar a clases presenciales u otras actividades. Incluso, indicó que la meta que se tiene sobre la vacunación a fin de conseguir la inmunidad podría ser alcanzada en agosto. Por todo ello, Cuentas lamentó la decisión del Gobierno que se presenta en plena cuarta ola.

“Cuanto más tiempo tardemos en alcanzar la inmunidad colectiva, es decir cuanto más tardemos a tener por lo menos el 70% de vacunados, vamos a seguir teniendo dificultades en el campo educativo (…) se va a prolongar esa meta (la inmunidad colectiva), pero en vez de marzo o abril, seguramente lo alcanzaremos en agosto o septiembre”, expuso.

“Es lamentable que el Gobierno nacional haya suspendido un decreto supremo de obligatoriedad del carnet de vacunación en un momento tan importante y en pleno proceso de ascenso de contagios en esta cuarta ola”, añadió.

Por su parte, el epidemiólogo Virgilio Prieto dijo a Urgente.bo que esta medida ocasionará que mucha gente que no desea vacunarse no lo haga.

“Por lo menos, lo que va a hacer es mantener la transmisión y la gravedad de los casos, lo que falta es usar información técnico-científica, está claro que el 90% de las personas que fallecen son no vacunadas. Eso está demostrado, en ese porcentaje de fallecidos vacunados, el 90%, no tiene ni una dosis de vacuna (…) evita en un 90% y más que la gente muera”, mencionó.

PUNTOS DE VACUNACIÓN VACÍOS

Los diferentes puntos de vacunación contra la COVID-19 se encuentran vacíos en La Paz y El Alto. El jefe de epidemiología, Freddy Armijo, sostuvo que hay poca afluencia de gente en estos espacios tras la determinación del Gobierno.

Algunas autoridades de Salud de El Alto y Santa Cruz, lamentaron la decisión del Gobierno y aseguraron que no fue acertada.