Opinión Bolivia

  • Diario Digital | sábado, 25 de septiembre de 2021
  • Actualizado 06:02

COVID: apuran uso de respiradores chinos y acceso a fondo de la ALBA

El Gobierno busca garantizar la atención de los pacientes contagiados con coronavirus COVID-19 y el abastecimiento de la vacuna y los insumos médicos en el país.
Una enfermera alista las pruebas antígeno nasal en Santa Cruz. APG
Una enfermera alista las pruebas antígeno nasal en Santa Cruz. APG
COVID: apuran uso de respiradores chinos y acceso a fondo de la ALBA

El incremento de casos de coronavirus COVID-19 obliga a las autoridades a apurar el uso de respiradores chinos que se encontraban precintados y formaban parte de las investigaciones por presunto sobreprecio en la gestión de Jeanine Áñez. Asimismo, el Gobierno, a través de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América-Tratado de Comercio de los Pueblos (ALBA-TCP), logró consolidar el acceso al fondo humanitario para la compra de vacunas, insumos médicos, pruebas rápidas y pruebas PCR junto a otros países, según reportó ABI.   

En el caso de los respiradores chinos, la investigadora Silvia Sandoval informó, citada por ERBOL, que 19 de los 20 equipos que estaban en depósito serán enviados a los centros médicos para atención de pacientes en terapia intermedia mientras que uno se quedará secuestrado para continuar las pericias.

Dentro del proceso ya prestaron su declaración la exministra de Salud, Eidy Roca y el exembajador de Ciencia y Tecnología, Mohammed Mostajo.

Sandoval aclaró que el desprecintado se realizó debido a una solicitud del Viceministerio de Transparencia y una orden de la Fiscalía. 

TRABAJO CONJUNTO

El secretario ejecutivo del ALBA-TCP, Sacha Llorenti, en la reunión del Consejo Social y los ministros de salud, abogó por la solidaridad entre los países para garantizar el acceso universal y equitativo a las vacunas contra el coronavirus.

Por su parte, el viceministro de Comercio Exterior, Benjamín Blanco, informó de la constitución del Banco del ALBA y del Banco de Medicinas para poder hacer negociaciones conjuntas.

El Gobierno de Bolivia ya garantizó la provisión de unas 15 millones de vacunas, entre las Sputnik V, AstraZeneca/Oxford y las suministradas a través del mecanismo Covax, de la Organización Mundial de la Salud (OMS). También 2.2 millones de pruebas.

La autoridad explicó también que se decidió tener una coordinación más estrecha sobre salud y educación, este último para la gestión de programas de formación profesional en salud pública, en postgrados y tener intercambios de estudiantes. 

El presidente ejecutivo del Banco del ALBA, Raúl Li Causi, informó sobre la disponibilidad de un fondo inicial de 2 millones de dólares destinado a apoyar sobre todo a los países del Caribe oriental.

Añadió que en una segunda fase se tiene prevista la creación del banco de vacunas y de tratamientos. 

“¿Cuál es el objetivo de este Banco? Identificar los inconvenientes y necesidades de la región y poner los recursos en el momento preciso, en el país que los necesite”, aseguró.

Además, se proyecta la creación de un puente aéreo, en colaboración con la aerolínea estatal venezolana Conviasa, para el traslado de medicamentos y antídotos destinados a atender la emergencia sanitaria en los países del bloque.

Los países que forman parte de la ALBA, organización internacional con énfasis en la lucha contra la pobreza y la exclusión social, son Venezuela, Cuba, Bolivia, Nicaragua, Mancomunidad de Dominica, Ecuador, San Vicente y las Granadinas, Antigua y Barbuda, y Santa Lucía.

COMICIOS

Por otro lado, el Tribunal Supremo Electoral (TSE) respondió al candidato a la alcaldía de La Paz por el Partido de Acción Nacional Boliviano (Pan-Bol), Amilcar Barral, y ratificó que no se modificará la jornada de votación de las Elecciones Subnacionales del 7 de marzo.

En una misiva, el presidente del TSE, Salvador Romero, señaló que “los tiempos del proceso electoral han quedado establecidos”. 

“Para el Órgano Electoral la salud pública constituye una prioridad. Así lo demostró en la elección general de 2020, cuando aprobó  protocolos y adoptó múltiples disposiciones que permitieron simultáneamente el ejercicio de los derechos políticos y la protección de la salud de la población en términos muy satisfactorios”, se lee en parte del documento.

En ese marco, según Romero, el TSE ahora busca “reeditar” la cooperación con la Organización Panamericana de la Salud (OPS), para que puedan brindan asesoramiento especializado para definir los protocolos y las medidas que se aplicarán en la elección departamental, regional y municipal.

Barral cuestionó la respuesta y consideró que los actuales legisladores deberían haber presentado un proyecto de ley donde se pida postergar la fecha de las elecciones ante la segunda ola de la pandemia del coronavirus.