Opinión Bolivia

  • Diario Digital | domingo, 23 de enero de 2022
  • Actualizado 23:37

Cívicos de El Alto convocan a paro y bloqueo contra decretos de carnet de vacunación

Denunció que existe una “dictadura sanitaria” y cuestionó la efectividad de la vacuna después de que el vicepresidente David Choquehuanca dio positivo a COVID-19, una semana después de recibir la dosis.
 
Gómez anunció el paro desde este miércoles. ERBOL
Gómez anunció el paro desde este miércoles. ERBOL
Cívicos de El Alto convocan a paro y bloqueo contra decretos de carnet de vacunación

El Comité Cívico de El Alto convocó desde este lunes a un paro nacional y bloqueo general, en demanda de la abrogación de los decretos 4060 y 4061, que establecen el requisito de carnet de vacunación anticovid o la prueba PCR negativa para ingresar a entidades con aglomeración.

El presidente cívico, Gregorio Gómez, recomendó a los padres y madres de familia prever la compra de alimentos para abastecerse mientras dure la medida de presión.

“Convócanos al paro nacional, bloqueo general a los nueve departamentos hasta que se abrogue este decreto, desde hoy empieza las movilizaciones, el paro general hermanos”, dijo Gómez,

Afirmó que se ha tomado esta decisión junto con el Pacto Interinstitucional, formado por organizaciones que rechazan el carnet de vacunación, debido a que el Gobierno nO ha escuchado sus pedidos.

Advirtió también con cercar a la plaza Murillo con huelgas de hambre contra dicha normas. 

Gómez también rechazó iniciativas como de choferes en La Paz de pedir carnet de vacunación para entrar a sus vehículos. Asimismo, tildó de dictador al alcalde Iván Arias por pretender llevar la vacunación “casa por casa”.

Denunció que existe una “dictadura sanitaria” y cuestionó la efectividad de la vacuna después de que el vicepresidente David Choquehuanca dio positivo a COVID-19, una semana después de recibir la dosis.

En la misma línea, el representante de iglesias evangélicas, pastor Luis Aruquipa, rechazó que se exija el carnet de vacunación en ámbitos como el transporte público.

Consideró también que existe una “dictadura sanitaria” y anunció su apoyo a las medidas de presión. “Vamos a obedecer a Dios primero antes que estos ignorantes que están de autoridades”, agregó.

Recalcó que no están contra el gobierno, sino rechazan los decretos que -según consideran- les impone vacunarse.