Opinión Bolivia

  • Diario Digital | sábado, 27 de noviembre de 2021
  • Actualizado 23:31

Bolivia y Argentina insisten en pruebas sobre envío de material bélico y personal militar en crisis de 2019

El ministro de Defensa boliviano, Edmundo Novillo, informó que el avión argentino llegó el 13 de noviembre. Su par argentino, Agustín Rossi, precisó que el Hércules C-130 partió de la base El Palomar la noche del 12.
Una imagen del enfrentamiento en la zona de Huayllani (Sacaba), posterior a la salida de Evo Morales de la presidencia, en noviembre de 2019.
Una imagen del enfrentamiento en la zona de Huayllani (Sacaba), posterior a la salida de Evo Morales de la presidencia, en noviembre de 2019.
Bolivia y Argentina insisten en pruebas sobre envío de material bélico y personal militar en crisis de 2019

El ministro de Defensa, Edmundo Novillo, informó este domingo que esa cartera de Estado recibió de las Fuerzas Armadas la documentación oficial que comprueba con detalle el material bélico y el personal de las fuerzas especiales del denominado “Grupo Alacrán” que llegaron de Argentina durante los días turbulentos posteriores a las elecciones de 2019.

“Ahora, tenemos el material bélico, las personas que han llegado y esto se ha entregado al ministro de Justicia, Iván Lima, en el marco de la coordinación para que, vía la transparencia, porque es Ministro de Justicia y Transparencia, pueda hacer una evaluación jurídica e iniciar las acciones legales”, dijo, en una entrevista en el programa Las 7 en el 7 de Bolivia TV.

La autoridad estatal detalló que la documentación comprueba “oficialmente” que el armamento y el personal fueron trasladados en un avión C-130 que llegó durante la madrugada del 13 de noviembre de 2019.

Explicó que el material bélico arribó, registrado en 27 ítems de un manifiesto, y entre ellos se describe la remisión de 10 bultos de chalecos, 27 bultos de cargadoras Block, fúsil Colt M4, un bulto de escopetas Franchi Spas 15 calibre 12/70, sub fusil Misión ametralladora MACAL, dos bultos de visor nocturno, dos bultos de visión modular, 2.459 cartuchos de calibre 9 mm y 750 bultos de cartuchos calibre 5.56.

“Aquí (en el documento) se puede ver el sello del envió, 12 de noviembre de 2019, oficina El Palomar MAR”, agregó.

ARGENTINA

“Creemos que hay pruebas suficientes para imputar a Macri y a un grupo de sus funcionarios”, afirmó, por su lado, el ministro de Defensa de Argentina, Agustín Rossi, quien aseguró que hay una “semiplena prueba” de que el exmandatario de ese país envió a Bolivia material bélico en 2019 para apoyar el supuesto golpe de Estado, cometiendo presuntamente los delitos de contrabando agravado y encubrimiento.

“Para nosotros hay una semiplena prueba de que la nota de agradecimiento expresa claramente el envío de municiones a la Fuerza Aérea Boliviana, por un lado, y ahora también a la Policía de Bolivia, que seguramente ha sido utilizada para reprimir al pueblo boliviano en esas jornadas luctuosas que sucedieron posteriormente a la destitución de Evo Morales y a la asunción o a la usurpación del poder constitucional de Bolivia de la señora Áñez”, sostuvo en entrevista para el programa Las 7 en el 7 de Bolivia Tv.

El ministro argentino indicó que la carta de agradecimiento enviada el 13 de noviembre de 2019 al exembajador de ese país en Bolivia, Normando Álvarez, por el entonces comandante de la Fuerza Aérea Boliviana (FAB), Gonzalo Terceros, sí existió.

Resaltó que “hay una cantidad de municiones que fueron encontradas en depósitos de la Policía Boliviana y entre los 40.000, para decir en números redondos, proyectiles que agradeció la Fuerza Aérea Boliviana y los 30.000 proyectiles, en números redondos, que dice haber encontrado la Policía Boliviana, dan cuenta de los 70.000 que en algún momento se había pedido autorización para que salgan del país y que después, finalmente, no aparece esa autorización, pero sí existen registros de que hubo alguna iniciativa en ese sentido”.

Señaló que el 12 de noviembre, a las 23.40, salió de la base aérea de El Palomar de Argentina un avión Hércules C-130 con miembros del grupo Alacrán con rumbo al Estado Plurinacional, a solicitud del Embajador argentino en Bolivia de ese momento. La aeronave llegó la madrugada del 13 de noviembre, entre las 04.00 y 05.00, al aeropuerto de El Alto, bajaron el cargamento, y retornó transportando personal militar y civil de la Embajada del vecino país.

“A partir de una serie de investigaciones que hemos hecho en el marco de cada una de las áreas de Gobierno que pudiesen estar involucradas, se elevaron esas actuaciones a la justicia argentina y el delito penal tipificado es contrabando agravado más encubrimiento. Contrabando agravado porque no existe constancia de que haya salido en el viaje del Hércules C-130, en el que viajaron el grupo Alacrán, personal de gendarmería, no existe constancia que esté declarada esa cantidad, sobre todo de gases lacrimógenos, de granadas y de municiones de goma antidisturbios”, sostuvo.

Rossi dijo que “cualquier situación de esas características en Argentina, debe cumplir con una cantidad de reglamentaciones y de normativas que no fueron hechas”.

Remarcó que las investigaciones en ese país continúan y se está buscando en cada uno de los ministerios involucrados información que pudiera aportar a la justicia para que se cuente con la mayor cantidad de datos y se asuman las determinaciones en el menor tiempo posible.

El fiscal Claudio Navas Rial presentó el viernes pasado un requerimiento para que se investigue al expresidente de Argentina, Mauricio Macri; a la exministra de Seguridad Patricia Bullrich; y al exministro de Defensa Óscar Aguad, ante indicios de “contrabando agravado” por el envío de material bélico a Bolivia durante 2019.