Opinión Bolivia

  • Diario Digital | domingo, 05 de febrero de 2023
  • Actualizado 12:34

Arce lamenta que OEA no haya participado en evento que rebate la teoría del "fraude"

Este viernes, en EEUU, se desarrolló el evento denominado “¿Qué pasó en las elecciones de Bolivia del 2019 y el informe de la OEA? Expertos comparten sus hallazgos”.
El embajador de Bolivia ante la OEA, Héctor Arce. ARCHIVO
El embajador de Bolivia ante la OEA, Héctor Arce. ARCHIVO
Arce lamenta que OEA no haya participado en evento que rebate la teoría del "fraude"

El embajador de Bolivia ante la Organización de Estados Americanos (OEA), Héctor Arce, lamentó este viernes la ausencia de representantes de la Secretaría General de este foro político en el evento denominado “¿Qué pasó en las elecciones de Bolivia del 2019 y el informe de la OEA? Expertos comparten sus hallazgos” que se realizó en Estados Unidos.

El evento fue copatrocinado por las misiones permanentes de la República Argentina y de México. Contó con las presentaciones de panelistas como Jake Johnston, experto electoral del “Center for Economic and Policy Research” (CEPR); Francisco Rodríguez, economista de la Universidad de Tulane y Jack Williams, investigador del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT).

Tuvo la participación del procurador General del Estado, Wilfredo Chávez, y más de 20 embajadores acreditados ante la OEA que asistieron en las modalidades presencial y virtual.

Arce indicó que el conversatorio tuvo por finalidad la “búsqueda de la verdad” de lo ocurrido en 2019, cuando la Secretaría General de la OEA denunció un presunto fraude electoral en Bolivia “sin prueba alguna” después de que su misión electoral puso en duda la transparencia de los comicios presidenciales.

“Las investigaciones descubrieron errores graves y confesos que alteraron severamente la labor de auditoría, es más, concluyeron que un trabajo así ni siquiera puede ser calificado como una auditoría forense”, sostuvo el Embajador.

Dio a conocer que fueron invitados, también, Gerardo de Icaza, director del Departamento para la Cooperación y Observación Electoral (DECO) de la OEA, y Francisco Guerrero, secretario para el Fortalecimiento de la Democracia (SFD) de la OEA, quienes desistieron de su participación por escrito.

“Algunas instancias de la organización han transgredido límites impasables y de verdad que lamentamos muchísimo su ausencia en este espacio. Lamentamos que no hayan venido aquí, de frente, a defender sus postulados”, dijo.

El Embajador de Bolivia en la OEA acotó que “nunca hubo una manipulación dolosa de los resultados electorales para alterar la voluntad popular; es más, jamás hubo prueba alguna, ni siquiera el menor indicio de que en las elecciones haya habido manipulación alguna. También, se descubrió que los parámetros de auditoría utilizados no corresponden en lo más mínimo a los estándares internacionales que deben seguirse, que incluso las muestras que se dijo fueron utilizadas no cumplen el mínimo estándar para una labor forense”.

Según se dijo en el evento, actualmente hay seis publicaciones internacionales descartan la existencia de fraude durante los comicios presidenciales de 2019. Las investigaciones corresponden al Centro Estratégico Latinoamericano de Geopolítica (CELAG), la Universidad de Salamanca de España, la Fundación Carolina, Center for Economic and Policy Research (CEPR), una investigación realizada por expertos del Instituto de Tecnología de Massachusetts y The New York Times, que tuvo acceso a un trabajo de expertos independientes.

“Nuestra cruzada no es por nada más y nada menos que por la verdad, no es en contra de nadie ni busca otro fin que el definitivo esclarecimiento de los hechos por el bien de Bolivia, pero también por el bien, por todos los países miembros de la organización, que jamás deben estar expuestos a una situación como la que nosotros vivimos”, aseveró.