Opinión Bolivia

  • Diario Digital | lunes, 26 de febrero de 2024
  • Actualizado 20:33

Perú abre sus fronteras para que salvadoreños ingresen sin visa

La ley, que lleva la firma de Boluarte y el canciller peruano Javier González Olaechea, establece además que el plazo máximo de estadía es de hasta 183 días, sea como visita continua o visitas consecutivas, durante el plazo de un año.

La presidenta del Perú, Dina Boluartel y el presidente de El Salvador, Nayib Bukele./ ARCHIVO
La presidenta del Perú, Dina Boluartel y el presidente de El Salvador, Nayib Bukele./ ARCHIVO
Perú abre sus fronteras para que salvadoreños ingresen sin visa

El Salvador celebró este martes que el Gobierno de Dina Boluarte haya eliminado el requisito de visa para sus connacionales que deseen ingresar como turistas al Perú, donde hace tres meses se barajó la idea de emular las estrategias del presidente Nayib Bukele para reducir la delincuencia y homicidios.

A través de un comunicado, el Ministerio de Relaciones Exteriores del país centroamericano se “congratuló” por la exoneración de esta condición migratoria ante “los destacados logros en materia de seguridad, alcanzados” por Bukele, “y las buenas relaciones diplomáticas”.

De acuerdo con un decreto supremo publicado en el diario oficial El Peruano, la disposición fue tomada porque, a la fecha, “el ingreso de ciudadanos salvadoreños no representa un riesgo a la seguridad interna ante la reducción de la tasa delictiva que ha experimentado dicho país”.

La ley, que lleva la firma de Boluarte y el canciller peruano Javier González Olaechea, establece además que el plazo máximo de estadía es de hasta 183 días, sea como visita continua o visitas consecutivas, durante el plazo de un año.

A inicios de noviembre, Bukele difundió una encuesta en la que Perú figuraba en el primer escaño de países latinoamericanos con mayor percepción de criminalidad (86%) junto con Ecuador, frente al mínimo porcentaje que registraba El Salvador (3%), donde rige un régimen de excepción desde 2022, tras una escalada de homicidios atribuidos a las pandillas.