Opinión Bolivia

  • Diario Digital | martes, 07 de diciembre de 2021
  • Actualizado 09:28

EEUU cree que el Gobierno cubano restringió a Efe para controlar su imagen

Esa fuente también consideró que las restricciones a Efe son "otro ejemplo" de los intentos del Gobierno del presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel, para "cuestionar" el derecho a la libertad de expresión.

Imagen de archivo de miembros de los medios de comunicación en la sala de conferencias de prensa James S. Brady en la Casa Blanca en Washington. EFE
Imagen de archivo de miembros de los medios de comunicación en la sala de conferencias de prensa James S. Brady en la Casa Blanca en Washington. EFE
EEUU cree que el Gobierno cubano restringió a Efe para controlar su imagen

Estados Unidos consideró este lunes que el Gobierno cubano retiró las credenciales a los periodistas de la Agencia Efe en La Habana para controlar su imagen internacional y evitar que se viera "dañada" por las protestas planificadas para este lunes.

Así se expresó este lunes un alto funcionario de la Casa Blanca ante la decisión que tomaron el sábado las autoridades cubanas de retirar sus credenciales a cinco periodistas de la Agencia Efe en La Habana, aunque posteriormente se las devolvieron a dos de ellos.

"No importa si estás protestando si no hay nadie para ver qué estás pidiendo, y creo que el régimen depende de eso. Controlan su imagen internacional muy cuidadosamente para que no se vea dañada", dijo el citado funcionario.

"Entonces, revocar las credenciales a unos periodistas es una forma de asegurarse de que nada sale fuera del control de las acciones del Gobierno", añadió el funcionario, bajo condición de anonimato, durante una rueda de prensa telefónica.

Esa fuente también consideró que las restricciones a Efe son "otro ejemplo" de los intentos del Gobierno del presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel, para "cuestionar" el derecho a la libertad de expresión.

"Revocar las credenciales a los periodistas de Efe solo horas antes de una protesta pacífica es otro ejemplo de cómo el régimen cuestiona la libertad de expresión, pero también muestra lo que más temen, que es que su imagen se vea dañada al ver que los cubanos realmente quieren cambio. No quieren dejar la isla, quieren cambio", aseveró.

Además de los periodistas a los que se les retiraron las credenciales, el pasado agosto le quitaron también la acreditación al coordinador de redacción de Efe en La Habana, y está pendiente desde hace meses el visado de prensa del nuevo responsable de la delegación en la capital cubana.

La presidenta de la Agencia EFfe, Gabriela Cañas, quien ha calificado de “insuficiente” el que se devuelvan solo dos permisos de trabajo, señaló este lunes que lo ocurrido en Cuba “es un intento de silenciar a la agencia que no tiene ningún sentido, porque es una agencia pública que ejerce el periodismo más riguroso”.

Estados Unidos ya reaccionó este fin de semana a la retirada de credenciales de los periodistas de Efe.

En concreto, en Twitter, el responsable de Latinoamérica en el Departamento de Estado de EE.UU., Brian A. Nichols, urgió al Gobierno cubano a restituir "todas" las acreditaciones de prensa a la agencia de noticias.

La decisión del Gobierno cubano también ha provocado reacciones en el Congreso de Estados Unidos.

En declaraciones a Efe este lunes, uno de los senadores de Florida, el republicano Marco Rubio, dijo no sentirse "sorprendido" por la decisión del Gobierno cubano.

"Esta acción antidemocrática debería ser una alerta roja para el Gobierno español de cómo la dictadura de Díaz-Canel y Castro activamente censuran la libre expresión y la comunicación ante las protestas pacíficas dentro de la isla", afirmó Rubio.

El Gobierno cubano ha dado por "fallida" la convocatoria de la marcha pacífica convocada para este lunes.

Hasta las 17.00 hora local (22.00 GMT) no se han observado grupos de manifestantes en las calles de La Habana ni han circulado en la red videos de protestas importantes en otras ciudades del país, pese a que numerosos cubanos descontentos habían expresado su intención de salir en masa a reclamar sus derechos.