Opinión Bolivia

  • Diario Digital | miércoles, 27 de octubre de 2021
  • Actualizado 15:26

Ausencia de Gobierno en Afganistán lleva a dramática crisis de liquidez

La mayoría de los bancos permanecen cerrados desde la toma de Kabul y las que quedan solo pueden retirar 200 dólares por persona.

Afganos hacen fila en la puerta de un banco, mientras un talibán controla. EFE
Afganos hacen fila en la puerta de un banco, mientras un talibán controla. EFE
Ausencia de Gobierno en Afganistán lleva a dramática crisis de liquidez

La ausencia de un Gobierno desde que los insurgentes tomaron el control de Kabul el pasado 15 de agosto, ha sumergido a Afganistán en una dramática crisis de liquidez, con miles de afganos frente a los pocos bancos abiertos para tratar de obtener algo de efectivo.

"Hace más de dos semanas que vengo al banco a diario y tengo en mi cuenta 250.000 afganis (unos 3.100 dólares), pero no puedo retirarlos debido a la gran cantidad de gente que hay aquí. La gente tiene realmente problemas debido a la falta de efectivo", explicó a EFE Mirwais, frente a una sucursal en Kabul del banco Azizi, en donde lleva haciendo cola desde las 4 de la mañana.

Abdul Rauf Magal también lleva esperando desde la madrugada frente al banco, y asegura que todo es muy caótico, con empujones constantes para tratar de entrar a la sucursal.

La mayoría de las entidades bancarias del país permanecen cerradas desde la toma de Kabul por parte de los talibanes, y las pocas que abren permiten la retirada de un máximo de 200 dólares a la semana, un límite que ha sido impuesto por las autoridades. Matiullah, un empleado del Banco Internacional de Afganistán (AIB), explicó además a EFE que los cajeros automáticos permanecen fuera de servicio "por razones de seguridad y porque la mayoría de los centros de negocios donde se encuentran continúan cerrados".

Afganistán vive una situación de total desconcierto desde la llegada de los talibanes al poder, un proceso que se produjo en poco más de diez días y que provocó el corte de la ayuda internacional de la que Afganistán depende totalmente, suponiendo alrededor del 43% de su PIB, según datos del Banco Mundial.

Ante la incertidumbre que se vive en las calles, la formación de un nuevo Gobierno es fundamental para que alguien tome las riendas del país, algo que sucederá, según los talibanes, muy pronto. "Se ha allanado el terreno para la formación del nuevo gobierno, que se anunciará muy pronto, en unos días", aseguró ayer a EFE el portavoz de los islamistas Bilal Karimi, que anotó que por el momento no está claro el mandatario ni la lista de ministros que van a formar parte de la nueva Administración afgana.