Opinión Bolivia

  • Diario Digital | miércoles, 27 de octubre de 2021
  • Actualizado 21:47

La Trata y Tráfico roba sueños de cientos de mujeres y niños cada año

Durante los primeros cuatro meses de este año se han registrado 1.856 denuncias de trata y tráfico, de estos se han registrado ya más de 230 casos, como trata y tráfico, y que fueron reportados a la Dirección Nacional de Trata y Tráfico de Personas.

La Trata y Tráfico roba sueños de cientos de mujeres y niños cada año
La Trata y Tráfico roba sueños de cientos de mujeres y niños cada año
La Trata y Tráfico roba sueños de cientos de mujeres y niños cada año

Cientos de mujeres y niños son victimas de la trata y tráfico de personas cada año y, aunque reciban exilio y ayuda para restablecerse, muchas de las experiencias impiden que retomen sus vidas con normalidad.

El último informe de la Dirección Nacional de Trata y Tráfico de Personas del Viceministerio de Seguridad Ciudadana refiere que el 68% de los casos reportados corresponde a mujeres, de entre los 14 y 35 años. Además, el 70% de estos casos corresponden a víctimas menores de edad.

“Los datos son alarmantes. En el caso de las mujeres, la explotación sexual es la principal causa. (Las víctimas) están entre los 14 a 35 años y representan el 68% de los casos de trata de personas, es decir, estamos hablando de un gran porcentaje de mujeres que son víctimas de trata de personas. El 32% restante representa a varones entre hombres y niños”, señaló Carola Arraya, directora general de Lucha Contra la Trata y Tráfico de Personas.

EN CIFRAS

En el primer trimestre de 2021, se registraron más de 200 casos de trata y tráfico, según datos brindados por la viceministra de Comunicaciín, Gabriela Alcón, a tiempo de hablar sobre una nueva estrategia de comunicación que prioriza la prevención de estos casos.

“Sobre este tema, es cierto que durante los primeros cuatro meses de este año se han registrado 1.856 denuncias de trata y tráfico, de estos se han registrado ya más de 230 casos, como trata y tráfico, y que fueron reportados a la Dirección Nacional de Trata y Tráfico de Personas, donde se establece que una mayoría son menores de edad. Nosotros hemos presentado el miércoles una estrategia de comunicación que contiene como base la prevención y la información sobre este tema”, dijo.

En 2020, se registraron 451 casos de trata y tráfico de personas y delitos conexos en todo el país, cifra que representa 17% menos del total de casos registrados en 2019, que sumaron 526, según datos consolidados del Observatorio Boliviano de Seguridad Ciudadana y Lucha Contra las Drogas.

Algunas instituciones que trabajan en esta temática coincidieron en que en lo que va de este año los casos de trata y tráfico se incrementaron debido a la crisis económica generada por la pandemia del COVID-19, el desempleo, mayor vulnerabilidad de los jóvenes, la mayor oferta de anuncios por internet de servicios sexuales de adolescentes, entre otras causas.

EPICENTRO

Aunque sea muy complicado disgregar las cifras por departamentos, la directora del Servicio Departamental de Gestión Social (Sedeges), Mariela Arze, explicó que las autoridades identificaron al Trópico cochabambino como el “epicentro” de estos crímenes, "cuyas víctimas son cada vez más jóvenes -menores de 18 años- y en su mayoría mujeres".

El lugar de destino de estas víctimas es determinado por el movimiento económico de la zona, y esto es lo que ocurre con el área mencionada.

Indicó que, de manera particular, el barrio Juventud de Ivirgarzama, es un centro de prostitución de menores de edad.

En lo que va de esta gestión, al menos 250 personas de Cochabamba fueron víctimas de trata y tráfico. Esta cifra es superior a la reportada la gestión pasada, debido a que, por el brote de COVID-19, según Arze, no hubo movimiento.

AGENCIAS DE EMPLEO CLANDESTINAS

Arze explicó que las ofertas de empleo que lanzan los victimarios son generalmente trabajos del hogar. Sin embargo, una vez concretado el crimen estas personas recurren a obligar a las mujeres a prestar servicios sexuales contra su voluntad.

Siete de cada diez agencias de empleo en Cochabamba no cumplen con la normativa ni cuentan con autorización de la Jefatura de Trabajo, lo cual las constituye en una de las principales herramientas de la trata y tráfico de personas en el país.

Arze lamentó que solo 3 o 4 de estas agencias de cada 10 u 11 identificadas cumplan con la normativa y documentación al día.

“Estas casas de empleo privadas son el factor principal que está incrementando también este tema de la trata y tráfico de personas. De todas las casas de empleo que hemos podido ver, ni el 50% cumple con los requisitos mínimos establecidos por norma”, indicó.

Indicó que, de manera particular, el barrio Juventud de Ivirgarzama, es un centro de prostitución de menores de edad.

En lo que va de esta gestión, al menos 250 personas de Cochabamba fueron víctimas de trata y tráfico. Esta cifra es superior a la reportada la gestión pasada, debido a que, por el brote de COVID-19, según Arze, no hubo movimiento.

"COYOTES"

Son choferes que trabajan trasladando personas de manera ilegal para que estos crucen las fronteras entre países. Los transportistas son contactados con la promesa de un buen pago. Los "clientes" son camuflados a fin de no ser encontrados y la labor se realiza por tramos cortos, aunque encuentran más rentable este negocio cuando los interesados son extranjeros.

“Choferes de transporte son contactados y se les paga, se les contrata para que transporten a un determinado número de migrantes desde determinadas localidades al interior de nuestro país, es por tramos, entre localidades, entre municipios y entre ciudades”, aseveró Arraya.

LÍNEA DE DENUNCIA 122

Desde julio de este año, se encuentra vigente la línea gratuita número 122, para recibir denuncias de trata y tráfico en el departamento.

"Vamos a luchar contra este mal que lamentablemente se da a nivel internacional y nacional. La Policía Boliviana junto con el Ministerio de Justicia y la Gobernación en coordinación con los municipios y otros ministerios estamos trabajando para combatir este flagelo que aqueja a la sociedad", dijo el secretario de Desarrollo Humano, Carlos Solá.

“Tenemos toda la intención de trabajar de manera coordinada para disminuir los índices de trata y tráfico de personas, proxenetismo y de todos los delitos conexos”, manifestó Arraya, en el momento de dar a conocer al público esta línea que a diferencia de las que ya estaban habilitadas, el acceso gratuito permite que las víctimas puedan denunciar sin necesidad de pagar la llamada.