Opinión Bolivia

  • Diario Digital | domingo, 14 de abril de 2024
  • Actualizado 22:26

Primera maratón, oro y fe en Dios: tras ganar en México, Garibay revela que quiere podio en París

"Vamos, que en Bolivia existen buenos representantes", exclamó el fondista orureño, entrevistado por la televisión mexicana.
El boliviano Héctor Garibay, entrevistado por la tv mexicana. CAPTURA DE VIDEO TV AZTECA
El boliviano Héctor Garibay, entrevistado por la tv mexicana. CAPTURA DE VIDEO TV AZTECA
Primera maratón, oro y fe en Dios: tras ganar en México, Garibay revela que quiere podio en París

Fue su primera incursión dentro de una maratón mexicana. Y volvió a demostrar su madera, de qué está hecho, y que cualidades le sobran a la hora de competir. El boliviano Héctor Garibay, el hombre del momento en el atletismo nacional, engrandece su nombre porque la victoria de ayer, en la Maratón de México, se dio en su estreno, puesto que no había participado en una contienda similar en ese país.

Una vez que firmó el triunfo a favor de nuestro país, todos los medios internacionales lo abordaron, lo rodearon, cual si fuera una estrella. Y vaya que lo es. Suelto ante las cámaras, el nacido en Oruro y vencedor en Quito Últimas Noticias 15K expresó su satisfacción. Se mostró confiado en su resistencia. No olvidó reconocer que la proeza ha sido producto de una preparación cuidadosa y de alto sacrificio.

"Muy contento por representar de la mejor manera a mi país. Vamos, que en Bolivia existen buenos deportistas y vamos desmotrándolo cada vez", arengó el fondista.

"Para mí ha sido muy motivante obtener el primer lugar. Doble sacrificio por romper el récord. Me voy muy contento", completó aquel que trabajaba como taxista y mecánico soldador en su departamento, antes de que su carrera deportiva tocara la cima.

Es que en la Maratón de ayer domingo, Garibay dejó atrás a representantes kenianos que suelen ser favoritos en este tipo de competencias de fondo. De ahí el reconocimiento de la prensa mexicana, que resaltó ese detalle. Fue entonces que el orureño respondió, sin titubeos, que Dios fue el causante de todo.

"No me lo imaginaba, pero vine con esa fe siempre. Dejé todo en manos de Dios. En el recorrido estuve pensando mucho en eso, también. La verdad, hay momentos en que uno quiere salir del recorrido, Gracias a Dios y a la motivación de mi familia, que me va apoyando cada vez, pude aguantar y conseguir el primer lugar". 

No conocía el trayecto de la contienda, pero se ha tomado tiempo previo para estudiarlo.

"Un poco complicado el recorrido porque tiene muchas subidas y bajadas. Nos estuvimos preparando ya con mi entrenadora. El trabajo se vio reflejado en el triunfo que tuvimos hoy".

Garibay se quedó con el oro en México luego de marcar un tiempo total de 2 horas con 8 minutos y 23 segundos. Su mejor registro ha sido 2 horas con 7 minutos y 44 segundos, cifra que logró en Sevilla, España.

De aquí en más, lo que sigue es poner el foco en la preparación de cara a los Juegos Olímpicos 2024, cita en la que, claramente, Héctor quiere estar. Y no solo apunta a participar, sino también a ganar una medalla.

"Cada vez vamos mejorando con mi entrenadora. Gracias a Dios estamos en un momento muy elevado y seguimos entrenando para representar en París 2024, de la mejor manera, a los bolivianos. Estamos con el objetivo de conseguir una medalla para mi país".