Opinión Bolivia

  • Diario Digital | domingo, 04 de diciembre de 2022
  • Actualizado 21:09

Delgado, excampeón de culturismo que ahora diseña y elabora trofeos

Esta iniciativa se inició por casualidad, cuando Benjamín Delgado conoció a Richard Villarroel en un concurso de artes plásticas en la UMSS. Tras un mes de idas y venidas se creó la empresa Jhasmar que hace galardones.
Benjamín Delgado (i) y Richard Villarroel exponen las estatuillas que crearon.          FOTOS- NOÉ PORTUGAL
Benjamín Delgado (i) y Richard Villarroel exponen las estatuillas que crearon. FOTOS- NOÉ PORTUGAL
Delgado, excampeón de culturismo que ahora diseña y elabora trofeos

Benjamín Delgado Acevedo (33 años), excampeón departamental y nacional de fisiculturismo, mantiene su pasión por el deporte y ahora elabora estatuillas de yeso piedra que son entregadas a los campeones de la especialidad. Sin embargo, no descarta realizar trofeos caracterizados para las diferentes disciplinas. 

En la última etapa de su carrera competitiva, no estuvo conforme con recibir y ver los mismos trofeos de plástico “ya trillados” que se repartían en las diferentes disciplinas. 

En su participación en torneos internacionales observó que los ganadores recibían estatuillas de fisicoculturistas, detalle que despertó su inquietud por hacer algo similar.

Hace varios años, cuando paseaba por los ambientes de la Universidad Mayor de San Simón (UMSS), Benjamín conoció al artista plástico Richard Villarroel, quien participaba de un concurso exponiendo sus obras.

“Me llamó la atención la figura que exponía (Richard) y le pedí el número de teléfono para conversar. Le expliqué que quería hacer estatuillas y que quería aprovechar su habilidad para dar la simetría a escala de un deportista”, recordó Delgado.  

Luego de un mes de “idas y venidas” determinaron crear la empresa Jhasmar con el propósito de “romper esquemas” y proponer una nueva tendencia de galardones para los campeones de Cochabamba y el país.  

Luego, montaron el taller que está instalado en la casa de Benjamín, ubicado en la zona de Huayra K’asa (zona sur de Cochabamba). En un ambiente de 4x4 en la parte alta de la vivienda están los moldes, contramoldes, materiales, el horno y la compresora, entre otros equipos que “dan vida” a las estatuillas en diferentes diseños y tamaños con mano de obra nacional y que no tienen nada que envidiar a las que tienen en el extranjero.

Este emprendimiento tenía el propósito de dar sus primeros pasos este año, pero debido a la pandemia de la COVID-19 “frenó en seco” la propuesta de imponer un nuevo estilo de trofeos y medallas que "permita retribuir la inversión económica y el esfuerzo” que despliegan los deportistas para participar en las competencias.

Observando las fotografías de los fisicoculturistas y las diferentes poses que hacen en la tarima, Richard extracta las figuras y diseña las piezas en arcilla a escala y con la simetría casi exacta para luego sacar los moldes.

“Todo parte de la concepción de una idea, con la arcilla se empieza a modelar y dar las proporciones de las figuras. También se puede trabajar en cerámica y resina, aunque es un material poco más caro y laborioso”, dijo Villarroel.

Luego de diseñar los moldes de goma, Benjamín es el que realiza la mano de obra de las diferentes estatuillas buscando la perfección y la calidad que permita caracterizar el acabado final del trofeo y la medalla. 

“La creación del trofeo desde la estructura, el molde, fibra de vidrio, el vaciado, pintado, decorado lo realizo de forma personal”, explicó Benjamín.

Los trofeos tienen una base metálica (esqueleto) que permite dar firmeza a las piezas que son creadas en tres tamaños y en diferentes poses; para el acabado se les puede dar un baño de oro, plata o bronce, según las exigencias. 

“Los tres modelos que están a la venta son en  las poses de expansión de dorsales, el más musculoso y doble bíceps de frente. Está en la última etapa de su diseño el cangrejito que es novedoso”, explicó el excampeón.

La inquietud es grande y el propósito que contar con diferentes propuestas es permanente. Está en la última etapa de su diseño las estatuillas para las deportistas en la categoría de Bikini Wellness. Además, para el próximo año crearemos las figuras de 60 centímetros que estarán destinadas para los campeonatos de Mister Bolivia o Mister Cochabamba.

“Estamos diseñando los galardones para las mujeres. Por el momento, no pudimos vender nuestro producto por la pandemia que paralizó las diferentes competencias deportivas en el país”, dijo Delgado.

Sin embargo, la creación de Benjamín y Richard ya serán entregadas en el Campeonato Departamental de Fisicoculturismo, programado para el 14 de noviembre, y en el Nacional de la especialidad (21) en Cochabamba.  

“La estatuilla grande (55 centímetros) tiene un costo 500, la mediana (50) 400 y la pequeña (40) 280 bolivianos, según las exigencias y pintado en oro, plata o bronce. Las figuras tienen hasta cuatro capas de pintura para lograr el relieve que permita resaltar la musculatura e incluso las venas del deportista”, explicó el excampeón.

Para evitar la piratería  registraron todas sus piezas en el Servicio Nacional de Propiedad Intelectual (Senapi), lo que evitará la replica mal hecha en el país. 

“Es un orgullo pasar de deportista a diseñar las estatuillas” para los campeones de la especialidad. Su propósito es que los atletas tengan algo diferente y con relación directa con el deporte que practican.

3

Títulos ganó Benjamín Delgado en el nacional de 2006  y a nivel local en 2006 y 2007 en la categoría juvenil. Además, su primer trofeo fue en el Open del Alyhens.