Opinión Bolivia

  • Diario Digital | miércoles, 26 de enero de 2022
  • Actualizado 00:28

Sancionan a seis licorerías y un restaurante en operativo municipal

La Alcaldía de Cochabamba desplegó a 450 guardias para control de restricciones en Año Nuevo. Hoy continuarán estas labores.
 
700fb95e-099d-404a-9a23-3f7d15b8c861
700fb95e-099d-404a-9a23-3f7d15b8c861
Sancionan a seis licorerías y un restaurante en operativo municipal

Durante el operativo realizado en la madrugada de este 1 de enero de 2022 por la Alcaldía de Cochabamba sancionaron a seis licorerías y un restaurante en la ciudad.

La Municipalidad desplegó 450 guardias de Seguridad Ciudadana, Intendencia Municipal y Movilidad Urbana para realizar controles en las distintas zonas de la ciudad, dando cumplimiento a las restricciones por la fecha de Año Nuevo como la restricción de fiestas públicas, debido a la situación por la pandemia del coronavirus, COVID-19.

El Director de Movilidad Urbana, Oscar Velarde, calificó de positiva la actitud de la población que prefirió cuidar su salud y evitar la realización de fiestas; en el control realizado, no se encontró ningún local funcionando.

Detalló, sin embargo, que a partir de la 01:00 horas, se sancionaron a seis licorerías y un restaurante que estaban funcionando fuera de horario.

"Las sanciones son multas económicas que oscilan entre 300 y mil bolivianos", sostuvo Velarde.

Explicó que el operativo realizado por Año Nuevo, tuvo patrullajes móviles por distintas zonas y puntos fijos en El Prado, Boulevard de La recoleta y la zona sur, lo que permitió actuar de manera inmediata ante cualquier denuncia.

Los controles iniciaron a las 19:00 horas del 31 de diciembre y se extendieron hasta las 06:00 de este sábado 1 de enero.

Al promediar la 01:00 horas, el alcalde Manfred Reyes Villa se apersonó a uno de los puntos de control para recibir el primer reporte de los controles realizados por los guardias municipales. 

La máxima autoridad municipal agradeció a la población cochabambina por tomar conciencia y dejar las fiestas públicas de lado.

Expresó entre la segunda o tercera semana de enero, se registrará el pico más alto de la cuarta ola de la pandemia; pero que, con el esfuerzo de toda la población, se evitarán los resultados registrados en la tercera ola. 

Velarde agregó que, según las disposiciones vigentes del municipio, las fiestas están prohibidas este fin de semana y que también dispondrán grupos de control para evitar las aglomeraciones y poder bajar, así, el índice de contagio en esta cuarta ola del coronavirus.