Opinión Bolivia

  • Diario Digital | lunes, 27 de septiembre de 2021
  • Actualizado 07:04

Reabren planta de urea y estiman ingresos de $us 22 millones hasta fin de mes

En el marco de las actividades por el mes aniversario de Cochabamba, también se inauguraron redes de gas en Colomi.

La reactivación y reinicio de operaciones en la Planta de Amoniaco y Urea en Bulo Bulo. ABI
La reactivación y reinicio de operaciones en la Planta de Amoniaco y Urea en Bulo Bulo. ABI
Reabren planta de urea y estiman ingresos de $us 22 millones hasta fin de mes

Luego de 22 meses sin funcionar, este lunes la Planta de Amoniaco y Urea (PAU) fue reactivada y reinició sus operaciones. Las autoridades nacionales informaron que, hasta fines de este mes, los ingresos por las ventas serán de 22 millones de dólares.

Este complejo está situado en la zona de Bulo Bulo, en el municipio de Entre Ríos en la región del Trópico de Cochabamba. Fue inaugurado en septiembre de 2017; pero dejó de operar en noviembre de 2019, tras los conflictos postelectorales de aquel año.

Durante el acto de reinauguración, se escucharon promesas de reactivación económica y mejores costos de fertilizantes para los agricultores nacionales.

El presidente del Estado, Luis Arce Catacora, informó que se alcanza a producir 1.470 toneladas de urea al día con la planta al 70% de su capacidad y que, hasta finales de septiembre, se estiman 44 mil toneladas, lo que representarán 22 millones de dólares de generación de ingresos.

El Primer Mandatario responsabilizó al Gobierno de Jeanine Áñez por el perjuicio.

“Tomaron el Gobierno, cerraron la planta, despidieron a cientos de trabajadores que estaban preparados, que nos había costado formar para administrar la planta, eran profesionales (…). Echaron a la calle a profesionales”, cuestionó.

Acotó que trataron de “terroristas” a técnicos extranjeros, quienes estaban a cargo de la tecnología y la formación.

“(A la planta) la utilizaron políticamente (…). Ya hubiéramos estado por la mitad de una segunda planta de urea”, sostuvo.

El ministro de Hidrocarburos y Energía, Franklin Molina, también criticó al Gobierno de transición y dijo que fue una “desgracia” la decisión de paralizar uno de los proyectos más importantes y emblemáticos de los bolivianos. Recordó que era el sueño en la industrialización, que se quiso “arrancar de las manos”. Acotó que, además, mucha gente dependía del empleo directo e indirecto que generaba la planta y que hubo persecución a trabajadores y dirigentes.

“450 millones de dólares es el daño económico que dejan estos personajes, que pasarán a la historia no por construir Bolivia sino por destruir nuestra patria”, expresó el Ministro.

Por su lado, el presidente ejecutivo de Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB), Wilson Zelaya, detalló que cuando se dieron los conflictos se retiró al 70% del personal, y que los daños fueron grandes en lo financiero y en el tiempo.

“Nos costó ponerla nuevamente en marcha”, dijo.

Expresó que los agricultores llegaron a comprar la tonelada de urea en más de 800 dólares, cuando la producción en Bulo Bulo permite el mismo volumen a la mitad de ese costo, “gran calidad y a menor precio”.

El gobernador de Cochabamba, Humberto Sánchez, resaltó que la demanda de los productores es alta, “porque los precios han subido” y eso influye en la inversión de los agricultores.

El presidente Arce sostuvo que, en los daños, además de los 450 millones también se debe cuantificar el perjuicio por el que los agricultores pagaron más del doble por fertilizantes que podía producir el país.

Expresó que con la reactivación de la planta e mejorará también la economía.

“Hay urea para Bolivia y para el mundo desde Bolivia”, aseguró el Presidente.

Redes de gas y colegios por aniversario 211

Las entregas de obras se dan en el marco del mes aniversario de Cochabamba, que cumple 211 años de su gesta libertaria.

En Colomi, este lunes, se inauguraron redes de gas domiciliario.

El ministro Franklin Molina informó que se invirtió 1.2 millones de dólares para 416 instalaciones y, durante este 2021, se pretende adicionar 150 más, por tanto, serían 560.

“Con este proyecto, las familias pueden ahorrar el gasto del consumo de gas natural, y ya no tendrán que ir con su garrafa caminando por las calles en busca de gas”.

Por otro lado, la diputada Olivia Guachalla informó que también está programada la entrega de más redes de gas en la zona sur de la ciudad de Cochabamba, donde “casi ya un 80%” de la población tiene este servicio.

Para el día 13, se programó el inicio de la aducción 2.2 de agua, en un acto a realizarse en el cruce Itocta.

Agregó que el mismo 14 de septiembre se inaugurarán cuatro unidades educativas: Bartolina Sisa, Octavio Campero, Bolivia – Japón y El Pagador.

Guachalla anunció, entre otros, las pruebas del Tren Metropolitano. Enfatizó que se trata de “todo un paquete de proyectos” para las distintas regiones.