Opinión Bolivia

  • Diario Digital | martes, 05 de marzo de 2024
  • Actualizado 00:13

Negocio de los útiles se mueve por WhatsApp y delivery

Algunas librerías optan por ventas en línea para evitar contagios. Esta semana la demanda incrementó en los negocios convencionales de La Cancha.

Mujeres atienden a clientes en un puesto de venta de material escolar de La Cancha.     NOÉ PORTUGAL
Mujeres atienden a clientes en un puesto de venta de material escolar de La Cancha. NOÉ PORTUGAL
Negocio de los útiles se mueve por WhatsApp y delivery

El negocio de los útiles escolares guarda distancia social. A un día del inicio de la gestión escolar 2022, hay varias librerías de Cochabamba que ofrecen sus productos a través de las redes sociales y realizan envíos por delivery hasta la puerta del cliente.

Si bien esta estrategia de venta tomó fuerza desde el brote de COVID-19, la cuarta ola del virus obligó a algunos negocios a retomarla, para evitar contagios.

Según las autoridades sanitarias, las infecciones con el virus aún están en ascenso en Cochabamba, pero el inicio de clases está confirmado para este lunes.

A poco de este retorno a las aulas, la demanda de material escolar subió en los negocios en línea y también en los físicos.

EN LÍNEA “Cuidamos tu salud y economía”, bajo ese slogan una librería de la ciudad ofrece sus servicios de cotización mediante WhatsApp (70756028).

Otro negocio de este mismo rubro, Caliope, también atiende por ese medio (WhatsApp 76470062) para ventas por mayor y menor. Además, hace envíos a domicilio, inclusive de textos educativos. 

Una más, la librería Esperanza, hace descuentos a los clientes que consolidan su compra a través del WhatsApp 70342352.

Esas son solo algunas alternativas para adquirir material sin salir de casa. Hay muchas más en Facebook.

MERCADOS Para aquellas personas que prefieren seleccionar los útiles de sus hijos personalmente, las tiendas de La Cancha que se dedican a este rubro exponen una gama de mercadería y aseguraron que abrirán incluso esta jornada.

Los comercios de material de escritorio que están por inmediaciones de la Esteban Arce sur están abarrotados desde hace varios días.

A pesar de que el Ministerio de Educación prohibió a los establecimientos pedir un listado de útiles, este medio de comunicación constató que muchos padres de familia hacían cotizaciones en estos negocios, con listas en mano.

El viernes, sábado, particularmente, la gente se aglomeró en algunas librerías de La Cancha para adquirir todo lo que les pidieron.