Opinión Bolivia

  • Diario Digital | domingo, 26 de septiembre de 2021
  • Actualizado 14:13

Evalúan colegios en el Trópico para retorno semipresencial

La modalidad de las clases depende de la concentración de población y de los casos positivos de coronavirus, COVID-19.

Una de las vías públicas de Villa Tunari. DICO SOLÍS
Una de las vías públicas de Villa Tunari. DICO SOLÍS
Evalúan colegios en el Trópico para retorno semipresencial

Las autoridades y representantes de municipios de la región del Trópico de Cochabamba inspeccionan unidades educativas y evalúan los casos positivos de coronavirus, COVID-19, para que las clases sean semipresenciales.

Las autoridades explicaron que en las zonas donde hay mayor cantidad de población y casos positivos determinan que las clases sean semipresenciales, pero donde hay menos casos no ven dificultad de que se haga de manera presencial. En ambos caos, recomendaron que se cumplan las medidas de bioseguridad.

El descanso pedagógico previsto del 1 al 15 de junio se amplió. Y el retorno a las clases fue este lunes.

De acuerdo con RKC, el presidente de los Consejos Educativos, Carmelo Montaño, informó que, tras una reunión entre padres de familia y alcaldes de la Mancomunidad de Municipios del Trópico se analizó el comportamiento de la pandemia, vieron que los casos redujeron y acordaron el retorno ayer.

Acotó que las clases semipresenciales permiten mantener distanciamiento físico.

El municipio más poblado de la región del Trópico es Villa Tunari, que también es el cuarto en población en todo el departamento. Desde esa Alcaldía informaron que ayer realizaron inspecciones a las unidades educativas para verificar que existan las medidas de bioseguridad.

Informaron que en algunas zonas, como el Distrito 1 que es el centro poblado, mantendrán las clases virtuales; y que no tienen problemas con las conexiones a Internet, porque dos empresas proveen el servicio. En las zonas más alejadas registraron algunos inconvenientes.

El presidente del Concejo Municipal de Villa Tunari, Luis Avilés, informó que hay más de 180 unidades educativas en su municipio, y que apoyan con insumos para esos establecimientos, aunque pidió aguardar hasta el 5 de julio para completar la provisión, entre lo que incluyen insecticidas para la fumigación.

La autoridad recordó que los funcionarios municipales se redujeron los sueldos y que esos recursos permitirán atender las necesidades ante la pandemia.

Por su lado, el director distrital de educación de Entre Ríos, Santos García, informó que se determinó el retorno a clases en los cinco municipios de manera presencial o semipresencial, dependiendo de la población concentrada y de los casos de coronavirus.