Opinión Bolivia

  • Diario Digital | jueves, 19 de mayo de 2022
  • Actualizado 10:32

Efectivos retornan a sus unidades policiales en el trópico de Cochabamba

Montero instruyó al Comandante Departamental de Policía en Cochabamba, Franz Sellis, que realice el viernes una inspección ocular a todas las unidades policiales y verificar las necesidades y condiciones en las que desempeñan su labor los uniformados.
Efectivos de la entidad verde olivo.
Foto de archivo muestra a varios policías en unidad de Villa Tunari.
Efectivos retornan a sus unidades policiales en el trópico de Cochabamba

El comandante general de Policía, Rodolfo Montero, informó que 92 efectivos, quienes estaban replegados en el cuartel antidroga de Chimoré, retornaron este jueves por la madrugada al trópico de Cochabamba, para reanudar sus labores de seguridad, en función al acuerdo suscrito entre la Gobernación, la Iglesia Católica, Defensor del Pueblo y las seis federaciones de productores de coca.

"El comandante regional del trópico de Cochabamba, Silvio Terrazas, me reportó que el contingente policial se desplazó a sus unidades y otros policías a resguardar las diferentes agencias de entidades financieras, para cumplir con el servicio de seguridad", afirmó la autoridad.

Precisó que los uniformados iniciaron labores desde las 07.00 para garantizar la atención normal al público en diferentes instituciones y entidades financieras, con las respectivas medidas de prevención y bioseguridad para evitar la propagación del coronavirus.

El contingente policial se desplegó a sus puestos ubicados en tres municipios del trópico: Villa Tunari, Shinahota y Chimoré, previa coordinación con alcaldes y autoridades locales.

Asimismo, Montero instruyó al Comandante Departamental de Policía en Cochabamba, Franz Sellis, que realice el viernes una inspección ocular a todas las unidades policiales y verificar las necesidades y condiciones en las que desempeñan su labor los uniformados.

La autoridad también deberá evaluar las condiciones de los puestos policiales que fueron dañados durante los conflictos postelectorales, entre octubre y noviembre de 2019.

El Comandante General dijo que se aumentará la cantidad de personal policial, en caso de ser necesario, con la finalidad de desarrollar los servicios integrales.

Según el acuerdo interinstitucional, que se suscribió por la situación en el trópico, se promoverá las buenas relaciones, el buen trato y respeto entre la Policía, la población civil y las organizaciones sociales, luego que un contingente policial fue agredido y expulsado de Shinahota, la pasada semana, por dirigentes de esa región.