Opinión Bolivia

  • Diario Digital | jueves, 01 de diciembre de 2022
  • Actualizado 18:32

Cochabamba ya tiene 5 casos de viruela símica; una niña de 11 años está infectada

La mayor cantidad de los contagiados se reporta en varones, entre jóvenes y adultos.  

Imagen referencial de la viruela del mono. OMS
Imagen referencial de la viruela del mono. OMS
Cochabamba ya tiene 5 casos de viruela símica; una niña de 11 años está infectada

La viruela símica se propaga en Cochabamba. El Servicio Departamental de Salud (SEDES) confirmó este miércoles dos casos nuevos de esta enfermedad zoonótica viral. Se trata una niña de 11 años que se encuentra en fase eruptiva y un hombre de 28. En total, el departamento suma cinco positivos, informó hoy el jefe de Epidemiología, Rubén Castillo.

“Por el momento, tenemos el único menor”, sostuvo Castillo, tras indicar que la niña tuvo contacto con una persona que estaba cursando la enfermedad, pero se encuentra estable. La niña se hallaba cumpliendo con clases en la modalidad semipresencial. En cuanto al joven de 28 años, este tuvo contacto con cuatro personas.

Al momento, todos transitan la fase final de la dolencia. Entre tanto, el SEDES gestiona con los pacientes su aislamiento en algún centro de salud; sin embargo, existe “rechazo” porque no presentan complicaciones.

El SEDES mantiene en la mira epidemiológica a siete sospechosos. Uno de ellos se encuentra en terapia intensiva. “Es el único paciente que tenemos complicado aparte que tiene una comorbilidad”, sostuvo Castillo. 

En medio de este panorama, el ente departamental de salud realiza las gestiones para habilitar algunos centros de salud destinados a tratar esta enfermedad. “Algunos hospitales están preparando esa situación como lo habíamos hecho para la contingencia en COVID. El Hospital de Clínicas también está preparando esos ambientes para referencia en caso de que haya complicaciones y tengan que recibir pacientes de ese nivel”, indicó.

Castillo pidió a la población actuar ante cualquier síntoma febril o erupciones dérmicas en las palmas o plantas de los pies y acudir a un centro de salud cercano. 

RECOMENDACIONES

Castillo explicó que en el caso de los pacientes positivos en aislamiento domiciliario, la familia debe garantizar una habitación exclusiva para la persona, donde se deberán extremar las condiciones de higiene.

Debido a que la enfermedad tiene una alta carga viral durante todo su proceso, la ropa que el paciente utilice debe ser lavada a una temperatura de 60 grados con jabón. En cuanto a los ambientes, estos deben desinfectarse con lavandina.

No existe medicación exclusiva para combatir esta enfermedad. Solo se recurre a un tratamiento sintomático.

“Todos los centros de salud tienen los medicamentos para un manejo sintomático de la enfermedad: antipiréticos y analgésicos. En caso de que haya complicaciones, la referencia a los segundos y terceros niveles”, explicó Castillo.