Opinión Bolivia

  • Diario Digital | lunes, 06 de diciembre de 2021
  • Actualizado 19:38

Ángeles Contra el COVID se reduce a una sola sede

Un paciente con coronavirus intubado es atendido por enfermeras. Dico SolÍs
Una médica voluntaria atiende a un paciente con coronavirus internado. Dico Solís
Ángeles Contra el COVID se reduce a una sola sede

Los médicos voluntarios denominados Ángeles Contra el COVID solo atienden un una de sus dos sedes instaladas en Cochabamba.

Debido al descenso de casos de coronavirus en el departamento, solo mantienen abierta la sucursal que está emplazada al sur del municipio, en la avenida Panamericana.

No obstante, ese recinto solo está abierto tres veces a la semana: lunes, miércoles y viernes.

El médico responsable de la sede sur de Ángeles Contra el COVID, Alonso de Oliveira, contó que aún hay afluencia de personas, pero no son enfermas, sino aquellas que superaron el coronavirus.

Este segmento de gente recurre a los médicos para tratar las secuelas que el virus dejó en sus organismos. Según de Oliveira, muchos aún presentan problemas pulmonares y otros psicológicos. “Están asustados porque no pueden sanarse”.

PROYECCIÓN

A pesar, de que la sede norte cerró, los médicos se están alistando para un posible rebrote en el país y, si es necesario, reabrirán.

En la peor temporada del brote, Ángeles Contra el COVID atendía hasta 400 casos al día.