Opinión Bolivia

  • Diario Digital | domingo, 04 de diciembre de 2022
  • Actualizado 21:23

Fútbol con ‘f’ de feminismo y fotografía

Fútbol con ‘f’ de feminismo y fotografía

“Cuerpas reales, hinchas reales” es el nombre de la exposición fotográfica que llegó en días pasados al Centro Simón I. Patiño de Cochabamba, donde sigue abierta hasta el 2 de octubre. Si interesa a esta columna es porque echa luces sobre uno de los costados menos visibles del fútbol: el fanatismo femenino. Mucho se viene hablando en el último tiempo del crecimiento –cuantitativo y cualitativo– del fútbol practicado por mujeres, pero poco o nada se dice del entusiasmo femenino que contagia afuera de las canchas, en las tribunas o más allá, donde abundan mujeres, organizadas o no, que hinchan por sus equipos con una militancia igual o mayor a la de los hombres.

La muestra abierta en Cochabamba, que del 6 al 15 de octubre se estacionará en La Paz, reúne obras de 77 fotógrafas de 10 países iberoamericanos, quienes se han dado a la tarea de rastrear los rostros, cuerpos y colores que asume la pasión futbolera entre las mujeres. Sus protagonistas no son futbolistas, aunque algunas sí juegan y lo exhiben; son hinchas que han encontrado en las camisetas de sus equipos algunas de las pieles más consistentes de sus identidades.

Entrevistada por Opinión, la directora de “Cuerpas reales, hinchas reales”, Érica Voget, contó que el proyecto nació en 2020, en Argentina, con una exposición pensada para ilustrar las diversidades entre hinchas de fútbol. La iniciativa, que en 2021 convocó a más mujeres futboleras y fotógrafas, se planteó demostrar que “el fútbol con una mirada feminista lo podemos encontrar en cualquier parte del mundo”, dijo Voget, una confesa seguidora de Gimnasia y Esgrima de La Plata.

Esa “mirada feminista” se expresa en la voluntad de las fotógrafas por retratar a las hinchas en contextos ajenos a la oficialidad del fútbol: cuartos, calles, cuadriláteros, cementerios, canchas de tierra, espacios de arte… Se expresa, también, en la orientación inclusiva de las fotografiadas, a las que no se distingue ni por sus edades (hay desde niñas hasta ancianas), ni por sus sexualidades (no faltan quienes sostienen banderas LGTB), ni por sus capacidades algunas se muestran en sillas de ruedas o ciegas), ni por sus afectos (unas con sus familias, otras con sus mascotas).

Mucho más podría comentarse de la muestra –en la que participan las bolivianas Sofía Moreno y Valeria Arias–, pero yo me quedo con un descubrimiento personal: la experiencia íntima del fútbol que asoma en las fotos. En un deporte “condenado” a la espectacularidad pública, el hallazgo de cuerpos que se revelan en sus dimensiones más íntimas es algo cuando menos transgresor. En las hinchas, la camiseta no solo habla de su pertenencia a un club, sino del íntimo erotismo –en términos de transparencia más que de carnalidad– que las mujeres son capaces de conferir a la pelota. Algo así como la feminización del fútbol. 

DIOS ES REDONDO

SANTIAGO ESPINOZA 

Periodista

@EspinozaSanti

Entrando en la página solicitada Saltar publicidad