Opinión Bolivia

  • Diario Digital | domingo, 28 de noviembre de 2021
  • Actualizado 10:44

Política de vivienda para una vida digna

Política de vivienda para una vida digna

La Constitución Política del Estado de Bolivia (2009), en el marco del paradigma del vivir bien, reconoce el acceso a la vivienda y los servicios como un derecho humano, sustentando una articulación armónica de los compromisos asumidos por el Estado, las relaciones de las comunidades humanas entre sí y el equilibrio con la Madre Tierra. 

En este sentido, en el marco de la Agenda Patriótica del Bicentenario (2013), el gobierno nacional propuso oficialmente como meta de las políticas públicas la universalización de la vivienda, el reconocimiento del acceso a los servicios como derechos humanos y el enfoque articulado alrededor de una concepción integral del desarrollo o de la vida.

Sin embargo, para su satisfacción, la política habitacional requiere de un nuevo marco normativo e institucional que permita la promoción del sector habitacional, con el objetivo de coordinar las acciones de vivienda, el ordenamiento territorial y el desarrollo urbano, en cumplimiento de los principios de las agendas globales de desarrollo sostenible. 

Dado que el desarrollo de la política de vivienda en Bolivia se encuentra en proceso de transformación, el establecimiento de un marco normativo nacional y su cumplimiento al interior de la reglamentación municipal vinculada con la planificación urbana y territorial, posibilitará la integración de conjuntos habitacionales actualmente dispersos y desvinculados del tejido urbano.

Rediseñar la normativa representa también reforzar la gobernanza interinstitucional para corresponder las políticas de planificación habitacional con el ordenamiento ecológico, territorial y urbano, de manera de coordinar la delimitación espacial de las entidades subnacionales municipales que participan del proceso de implementación de políticas, para limitar la expansión urbana y la degradación ambiental, además de participar en operaciones urbanas integrales. 

Para su efecto, la implementación de los objetivos de desarrollo sostenible (ODS) debe ser coordinada acorde al proceso de planificación enmarcado en la Agenda Patriótica 2025. En el caso de la vivienda, deben considerarse dos elementos: los avances realizados en la representación de la Agenda, en cuanto al respeto de las condiciones del derecho humano a la vivienda; y el apoyo a la iniciativa de desarrollar indicadores de derechos humanos impulsada por el Ministerio de Justicia y el Instituto Nacional de Estadística.

CIUDAD SUSTENTABLE 

MARKO QUIROGA BERAZAÍN, Ph. D.

Investigador CEPLAG – UMSS

[email protected]

Entrando en la página solicitada Saltar publicidad