Opinión Bolivia

  • Diario Digital | martes, 17 de mayo de 2022
  • Actualizado 13:16

El norte y el sud en Cochabamba

El norte y el sud en Cochabamba

Las actuales condiciones de habitabilidad urbana en diversos sectores de la ciudad de Cochabamba revelan amplios contrastes espaciales, morfológicos y funcionales, que destacan las diferencias sociales y económicas, reflejando escenarios de fragmentación y marginalidad latentes. La marginalidad mantiene relación directa con el crecimiento anárquico de la ciudad, que provoca consecuentemente una concentración poblacional en la periferia urbana, residiendo en situaciones precarias y ejerciendo actividades informales de baja productividad. Las causas son poco sensibles y podrían nombrarse entre muchas otras, a la falta de atención institucional, la baja coordinación ciudadana, o la priorización de proyectos de impacto político. 

Cochabamba destaca por tener, por una parte, un sector privilegiado, con atributos urbanísticos y derecho a la ciudad con condiciones de confort y calidad, incorporado al flujo comercial y financiero, con equipamientos y servicios de infraestructura (muchos privados) similar al comportamiento de otras ciudades latinoamericanas. Por otra, es visible un sector urbano con insuficiencias e inequidades, vulnerabilidad, informalidad y pobreza, como efecto simultáneo de procesos de asentamiento marginal y periférico; con altos patrones de desplazamiento, expulsión y segregación socioespacial. Ambos escenarios fomentados por una actitud histórica de anomia administrativa y deficiencia normativa nacional, regional y local.

Aunque no es posible afirmar que en Cochabamba estén presentes en un mismo territorio, un primer y tercer mundo (estas condiciones discrepantes no constituyen extremos tan absolutos, como en ciudades de la India, o de Estados Unidos); sin embargo, su estado para el contexto latinoamericano no es de los mejores, y las diferencias son claramente expuestas.

Dado que una ciudad dual representa una manifestación contemporánea de una estructura urbana social y económicamente polarizada, es posible que su principal causa emerja de un modelo de desarrollo que no es coherente con la realidad económica especialmente de los grupos migrantes, vulnerables, residentes actuales ubicados insularmente con características precarias en la zona sud, ni tampoco responda a la realidad tecnológica y social de todo el departamento. 

CULTURA, ZOOCIUDAD Y TERRITORIO

MARKO QUIROGA BERAZAÍN, Ph.D.

Investigador CEPLAG - UMSS

[email protected]

Entrando en la página solicitada Saltar publicidad