Opinión Bolivia

  • Diario Digital | jueves, 01 de diciembre de 2022
  • Actualizado 00:11

Modelo urbano policéntrico y multinodal

Modelo urbano policéntrico y multinodal

El retorno a la normalidad pospandémica, requiere reanudar el análisis del hacinamiento y la asequibilidad en la calidad de la vivienda, como fundamentales para mejorar la funcionalidad y la habitabilidad urbana. Los sectores marginales alejados de los centros urbanos de elevada densidad, que habitan en condiciones de informalidad, alto déficit de infraestructura, con visibles contradicciones urbanísticas respecto de los centros donde se concentra el empleo, la salud, educación, están obligados a realizar largos desplazamientos, destacando que la insuficiencia sistemática de vivienda y las condiciones de precariedad son anteriores a la llegada de la Covid-19.

La crisis ambiental, independiente de sus efectos sanitarios, ha dejado entrever la precariedad presente casi en toda la ciudad, pero fundamentalmente la alta disparidad socioespacial entre sectores, respecto de los niveles de bienestar residencial, paralelo con su localización. El futuro demanda la reducción de las desigualdades, la inequidad y de la falta de asequibilidad en términos de servicios básicos, condiciones de confort y atención de infraestructura, asimilando soluciones externas vinculadas con modelos policéntricos y multinodales que permitan la interacción de centros con diversas jerarquías. La red funcional entre ellas permite optimizar la estructura de movilidad, manejo de espacios públicos, mixticidad para actividades laborales, residenciales, recreación; y una oportunidad para establecer criterios sostenibles prospectivos.

Este nuevo enfoque urbano policéntrico aporta en la eficiencia económica y la equidad social, dadas las reducciones en los costes de movilidad y paridad en el precio del suelo urbano. Su valorización producto de los cambios de uso del suelo apoyan en el financiamiento de obras e infraestructura requeridas. 

Si bien en la ciudad se concentran los problemas, son también lugares donde se promueven soluciones eficientes y acordes a las necesidades efectivas de su población. La pospandemia debe representar el escenario para su regeneración a partir de criterios innovativos en el manejo del suelo, revitalización del espacio público y rehabilitación de las redes de servicios, como atributos de un modelo urbano eficiente. 

CIUDAD SUSTENTABLE

MARKO QUIROGA BERAZAÍN, Ph.D.

Investigador CEPLAG – UMSS

[email protected]

Entrando en la página solicitada Saltar publicidad