Opinión Bolivia

  • Diario Digital | domingo, 26 de junio de 2022
  • Actualizado 22:23

Innovación en gastronomía

Innovación en gastronomía

Desde el año 2012, cuando llega el chef internacional Claus Meyer, se inicia un movimiento en Bolivia para revalorizar la cocina boliviana, en base a productos nativos, conocimientos ancestrales y recetas tradicionales; con la puesta en marcha  de un restaurante de alta cocina, Gustu, y la escuela gastronómica Manqa. Este proyecto ha sido el impulso para generar un ambiente de innovación de sostenibilidad en un contexto geográfico en la región andina del país. 

Después de los años transcurridos, se puede observar los siguientes factores de éxito: el factor de visión,  ya que los actores involucrados (gobiernos municipales, empresas, universidad, sociedad y cooperación internacional) coordinaron estrategias y acciones para la innovación gastronómica que revalorice la comida boliviana.

El factor de aprendizaje fue fundamental ya que gracias a la creación de una Escuela Gastronómica se realizó un proceso de aprendizaje de nuevas técnicas modernas de gastronomía para combinar con conocimientos ancestrales y generar recetas de alta cocina. Esta escuela ha permitido formar y graduar miles de chefs con nuevos conocimientos que hoy son emprendedores  y generan empleo y bienestar para ellos y la sociedad. 

Por otro lado, los productores andinos han encontrado una nueva demanda de sus productos con mejor precio, lo que les permite mejorar la calidad de sus productos y su logística gracias a cursos de mejor manejo de los mismos. 

El factor demográfico ha permitido insertar a la economía a jóvenes, desempleados y sin estudios, además de mejorar sus economías familiares y contar con emprendedores que difunden innovaciones gastronómicas en los municipios y enriqueciendo la dieta alimentaria de los clientes que ahora gozan de la fusión de nuevos sabores de comidas tradicionales bolivianas.

Finalmente, el factor gubernamental ha sido muy importante porque ambos municipios (La Paz y El Alto) han fomentado la difusión y promoción de este nuevo movimiento gastronómico a través de ferias en diferentes barrios para degustar esta nueva gastronomía.

Por otro lado, han fomentado a través de premios y concursos para que se desarrollen nuevas empresas generando capital semilla y flexibilidad en licencias y patentes de funcionamiento.

La innovación gastronómica en Bolivia se ve representada por Gustu y Alipacha que están entre los mejores restaurantes de LATAM. ¡En horabuena!

INNOVACIÓN Y FINANZAS

JORGE VELASCO T.

Ingeniero industrial, magíster en Innovación y Desarrollo,

emprendedor, y docente

[email protected]

Entrando en la página solicitada Saltar publicidad