Opinión Bolivia

  • Diario Digital | domingo, 29 de noviembre de 2020
  • Actualizado 08:50

Retiro de aportes, una difícil decisión

Retiro de aportes, una difícil decisión

Desde hace varios meses, un grupo de trabajadores está pidiendo al Legislativo y Ejecutivo que viabilicen una norma para que puedan retirar un porcentaje de los aportes que tienen en las Administradoras de Fondos de Pensiones (AFP) para paliar los efectos de la crisis económica.

El planteamiento surgió en la fase más crítica de la pandemia, cuando el país se mantenía en cuarentena rígida para frenar la propagación del mortal virus.

Pero no solo ese grupo de asalariados propuso la devolución de una parte de los ahorros previsionales para la jubilación, sino que también el presidente Luis Arce Catacora, cuando estaba en plena campaña electoral, habló sobre esa opción. Ahora, el tema ya es analizado por las autoridades gubernamentales. 

Nadie puede poner en duda de que la crisis económica derivada del coronavirus y de los conflictos de octubre y noviembre de 2019, tras la anulación de las elecciones generales, está afectando a todos los bolivianos y por eso los trabajadores están pidiendo ese "auxilio" económico. 

La Asamblea Legislativa recibió dos proyectos, uno del presidente Arce que contempla la devolución de hasta el 10% del saldo acumulado en las cuentas individuales de los aportantes, si es que sus ahorros son menores o iguales a 100 mil bolivianos. Ese beneficio alcanzaría a unos dos millones de personas e inyectaría 1.200 millones de dólares a la economía del país.

La otra propuesta es del Movimiento de Emergencia Nacional (MEN), que plantea la entrega de créditos por hasta el 50% del saldo de las cuentas previsionales, con un interés del 6%, con la garantía del 50% restante en el caso de los trabajadores activos y hasta el 40% para aquellos aportantes que no hayan registrado aportes en los tres meses anteriores a la vigencia de la ley. 

El ministro de Economía y Finanzas Públicas, Marcelo Montenegro, señaló que el tema debe ser evaluado, ya que podría dejar a los trabajadores sin un fondo que les permita tener una jubilación digna.

El economista Gonzalo Chávez considera que una devolución del 10 o  25% del ahorro de unos 10 años sería razonable,  si es que se utilizan recursos que no están aplicados en el sistema financiero.  Cabe mencionar que la devolución de parte de los ahorros individuales ya se dio en Colombia, Chile, México, Perú, Estados Unidos, Australia, Francia, Islandia, Portugal, España y Finlandia.

En Bolivia, la decisión está en manos del gobierno, que deberá analizar las dos propuestas con responsabilidad y bajo criterios netamente técnicos y sin que haya de por medio razones político partidarias. 

Análisis

Las dos propuestas deben ser analizadas bajo criterios técnicos, dejando de lado cualquier interés político partidario.