Opinión Bolivia

  • Diario Digital | martes, 27 de julio de 2021
  • Actualizado 06:54

Reembolso de recursos a los asegurados

Reembolso de recursos a los asegurados

Durante la primera ola de la pandemia, a mediados del año pasado, decenas de asegurados de los entes gestores de la seguridad social a corto plazo (cajas de salud) no encontraron un espacio para internarse cuando se enfermaron con coronavirus, por lo que, de urgencia, acudieron a centros privados, no solo para el tratamiento propiamente dicho, sino también para realizar análisis clínicos diversos.

Y en las últimas semanas, a causa de la tercera ola, la situación se repite, con los hospitales y clínicas de las cajas de salud sin espacios para internar más pacientes, a lo que se suma la escasez de oxígeno.

Nuevamente, ante la emergencia, muchos asegurados optaron no solo por realizar sus análisis en laboratorios particulares, sino también sus tratamientos, lo que implica la erogación de fuertes sumas de dinero, no obstante que sus empresas pagan por sus trabajadores a las entidades de seguridad social a corto plazo para que reciban atención médica.

Según testimonios de personas que recurrieron a clínicas particulares por atención médica, los asegurados gastaron miles de bolivianos y ahora esperan que se les reembolse estos recursos, que en algunos casos son préstamos que adquirieron incluso con intereses.

En estos casos, y si los asegurados cuentan con los respaldos necesarios, las cajas de salud tienen la obligación de devolver esos recursos económicos.

El reembolso de estos recursos, en los casos justificados, demora varios meses, por la burocracia que implica, cuando este trámite debería ser lo más expedito posible.

Según información de dos cajas de salud, se reembolsan los recursos que gasta un asegurado, no solo cuando se trata de algún servicio que las mismas no pueden prestar a sus pacientes, sino, además, el importe de los medicamentos que se utilizan durante el tratamiento correspondiente.

Para proceder con la devolución, el asegurado debe cumplir ciertos pasos y requisitos, además de contar con una constancia que llegó a su seguro social a corto plazo y no le pudieron atender por alguna razón.

En estos casos, la Autoridad de Supervisión de la Seguridad Social a Corto Plazo (ASUSS) es la responsable de hacer cumplir esta devolución de recursos económicos, de la forma más rápida y en su totalidad.

Y si bien lo ideal sería que las cajas de salud no tengan que derivar a sus pacientes a clínicas privadas, en algunos casos, como no cuentan con todos los servicios, envían a sus pacientes a otros centros y después de un trámite proceden a la devolución de los recursos que gastan.

Para estos casos, las administraciones de todos los seguros de salud deberán establecer protocolos que sean ágiles y que permitan a los asegurados contar con su dinero a la brevedad posible, y la ASUSS verificar que todo se haga dentro del marco de la mayor celeridad posible.

Entrando en la página solicitada Saltar publicidad