Opinión Bolivia

  • Diario Digital | lunes, 09 de diciembre de 2019
  • Actualizado 01:20

Migrantes hacen patria

Migrantes hacen patria

Historias de deportistas, artistas, científicos, músicos, periodistas, diseñadores, médicos, compositores, chefs, y un largo etcétera de profesionales bolivianos que residen en el extranjero, fueron publicados por este diario en los últimos años.

El objetivo de la sección Migrantes, que se publica cada lunes en este medio, tiene el propósito de destacar la labor de los bolivianos en el mundo, en diferentes profesiones y oficios, sus logros para la ciencia, el arte y el deporte.

Logros

Estas personas demuestran que se puede hacer patria aun estando lejos y, lo más importante, logran que el nombre de Bolivia sea conocido y respetado.

Lo que resalta en las historias que se narran en las páginas de este diario es el empeño que estos valiosos bolivianos imprimen cada día de sus vidas, porque entienden que solo con esfuerzo pueden conseguir sus metas.

En más de un caso se cumple aquel adagio que afirma que “Nadie es profeta en su tierra”, y eso se hace patente con los reconocimientos que estos migrantes reciben en los países que residen y el aporte que brindan.

Hasta hace un lustro, lo que más se resaltaba de los bolivianos en el exterior eran las remesas que enviaban al país, desde España, Argentina, Estados Unidos, Brasil y Chile, por citar algunos ejemplos.

Y si bien las remesas que envían los bolivianos siguen siendo importantes para la economía del país, es más relevante los logros que consiguen los migrantes en diferentes países.

Por ejemplo, la violonchelista Daniela Núñez que interpretó este instrumento junto con el tenor Andrea Boccelli, en un estadio colmado por 72.000 espectadores, en el Mané Garrincha de Brasilia, en Brasil.

Otro caso para destacar es el de Nelio Zamorano, un cochabambino que surge como director de orquesta en Estados Unidos, además de ejercer como maestro de violín y piano en la escuela Young Musicians of America, con sede en Little Rock, Arkansas.

Asimismo, se puede relievar la historia de la potosina Lita Mallón Cáceres, enfermera, quien trabaja en el hospital más grande de Madrid, España.

Estos son solo algunos ejemplos de bolivianos que salieron del país en busca de un futuro más promisorio para sus familias y después de atravesar dificultades, lograron sobresalir, hasta el punto de que son reconocidos en el extranjero.

Uno de los migrantes, Abel Sivila, médico de profesión, comentaba que se siente orgulloso de ser boliviano cuando los galenos de Sao Paulo, Brasil, donde reside, le tratan con mucho respeto y con frecuencia le piden consejos.

Estas personas demuestran que se puede hacer patria aun estando lejos y logran que el nombre de Bolivia sea respetado.