Opinión Bolivia

  • Diario Digital | domingo, 26 de junio de 2022
  • Actualizado 06:43

Industrializar la hoja de coca

Industrializar la hoja de coca

El envío de 50 kilos de hoja de coca a Australia, en su estado natural, es una buena señal que confirma que es posible industrializar esta planta y, lo más importante, que existe interés por laboratorios del exterior, en este caso concreto para fabricar anestesia, un elemento de gran utilidad en la medicina.

Con la hoja de coca es posible elaborar desde alimentos hasta medicamentos, además de otros productos como dentífrico, solo por citar algunos ejemplos.

El interés que demuestra el laboratorio SAM Pharma de Australia por la hoja de coca de Bolivia, en su estado natural y orgánica, es, además, un aliciente para que se deje de ver a esta planta en el exterior solo como una materia prima para elaborar droga, y más bien se tenga en cuenta los múltiples beneficios que puede aportar en diferentes campos.

A partir de este primer envío, se deberá iniciar un trabajo sostenido para posicionar a la hoja de coca como una materia prima valiosa, en el contexto internacional, pero también en el mercado nacional. Vale decir, que se tendrá que consolidar la elaboración de productos de distinta índole para abastecer la demanda interna.

En los últimos años se han elaborado productos a base de coca, como dentífrico y con la harina que se obtiene pan, queques, tortas y fideos, entre otros, pero que no han tenido aún la aceptación que se esperaba como para fabricarlos en grandes cantidades, primero para satisfacer la demanda local y, después, para proyectar exportaciones.

Si este primer envío de 50 kilos de hojas de coca a Australia es auspicioso, lo más probable es que laboratorios de otros países y empresas que elaboran otro tipo de productos no solo expresarán su interés por esta materia prima, sino que también invertirán en investigación para que se ratifiquen las cualidades de la denominada hoja sagrada.

Entre el 3 y el 5 de junio se realizará la denominada Festicoca en Ivirgarzama, Puerto Villarroel, donde se expondrán la coca en su estado natural y una variedad de derivados que se elaboran a partir de esta hoja.

El alcalde de Puerto Villarroel, Limber Cossío, destacó que Festicoca permitirá mostrar las bondades de la coca y sus múltiples usos, como elaborar alimentos y medicinas.

Y como ya se conocen algunas de las bondades de la hoja de coca, un siguiente paso será consolidar la elaboración de los derivados de esta planta para lanzarlos al mercado y ver la aceptación del consumidor. Para ello habrá que, inicialmente, realizar una investigación de mercado para ver qué demanda la población.

Si se logra este cometido, la hoja de coca podrá ser una alternativa para que los agricultores del país, en forma legal, puedan obtener ingresos por el cultivo de esta planta.

Entrando en la página solicitada Saltar publicidad