Opinión Bolivia

  • Diario Digital | jueves, 23 de septiembre de 2021
  • Actualizado 11:13

Coordinación y ayuda para todos los grupos de rescate

Coordinación y ayuda para todos los grupos de rescate

Desde hace más de una década, los grupos de voluntarios que trabajan para sofocar los incendios y rescatar a personas en casos de emergencia han venido pidiendo ayuda para comprar el equipo necesario que les permita acudir con más prontitud y seguridad a los diferentes hechos que se presentan.

La falta de equipos y vehículos es el talón de Aquiles de los grupos de voluntarios que están conformados, en su mayor parte, por jóvenes universitarios que brindan su tiempo sin recibir nada a cambio y haciendo un esfuerzo para no descuidar sus estudios u otras tareas propias de su edad.

Instituciones privadas del país, y también del exterior, apoyan en forma desinteresada a los diferentes grupos de voluntarios que se han formado en el medio, donando equipos para combatir los incendios e incluso alguna vez vehículos.

La respuesta de parte de las instituciones públicas, en lo que se refiere al apoyo logístico, también es importante, pero no la que se espera, porque podrían ayudar facilitando vehículos, herramientas, trajes especiales y otros para la tarea de los voluntarios, que es desprendida.

Por eso es importante la firma de convenios entre la Gobernación de Cochabamba y los equipos de primera respuesta, con el objetivo de fortalecer el trabajo de los grupos de voluntarios cuando deben atender las emergencias que, en el caso de Cochabamba, son casi diarias.

Empero, una observación que surge tras la firma de los convenios es que la Gobernación aparentemente no tomó en cuenta a todos los grupos de respuesta rápida, bajo un argumento (personería jurídica o no presentó sus papeles), no obstante que hay grupos que trabajan infatigablemente cuando se trata de sofocar incendios en lugares difíciles y sin importar la hora ni los kilómetros que deben caminar sus jóvenes voluntarios, además que la población lo sabe y los ve actuar.

El gobernador Humberto Sánchez afirmó que la firma de los convenios “demuestra nuestra voluntad de coordinar con los diferentes sectores”, a lo que debería añadir la posibilidad de equipar bien a los grupos de voluntarios, porque les hace falta vehículos, gasolina, trajes especiales para enfrentarse al fuego, herramientas, mochilas para agua y refrigerios.

Asimismo, la Gobernación deberá, al margen de firmar los convenios con los grupos de rescate, ayudar a todos los que trabajan por el bienestar de la población, sin discriminar a nadie, toda vez que ellos requieren de estos equipos con suma urgencia. Lo importante es sumar esfuerzos para, por ejemplo, apagar un incendio. Porque cada vez que se presenta una emergencia, los voluntarios deben mendigar gasolina, vehículos y herramientas para poder acudir a los lugares donde hay emergencia. Las entidades públicas tienen la obligación de equiparlos.

Entrando en la página solicitada Saltar publicidad