Opinión Bolivia

  • Diario Digital | martes, 19 de octubre de 2021
  • Actualizado 07:30

Caso Manfred, en statu quo

Caso Manfred, en statu quo

La decisión de la Sala Constitucional Segunda del Tribunal de Justicia de Chuquisaca, en el caso del alcalde Manfred Reyes Villa, deja, por el momento, en statu quo su situación legal, hasta que el Tribunal Constitucional Plurinacional lo resuelva, situación que puede demandar un año o más por la carga procesal que hay en los estrados judiciales.

Tras conocer la decisión de la Sala Constitucional, Reyes Villa calificó de un empate esta determinación, porque no será recluido, y aseguró que trabajará con más ahínco por el bienestar del municipio de Cochabamba. 

Con esa decisión, aunque el caso no está aún cerrado, se logró desarticular la vigilia que realizaban en la plaza principal 14 de Septiembre grupos de personas que apoyan la gestión del alcalde de Cochabamba.

Reyes Villa es procesado por un caso de 2006, debido a presuntas irregularidades en el proyecto carretero El Sillar Alternativo, respecto al cual el exprefecto aseguró que no cometió ningún delito.

Una sentencia ejecutoriada por este caso señalaba que el actual alcalde de Cochabamba debía ser recluido en la cárcel, con la consiguiente pérdida de su mandato, pero con la decisión del tribunal de Chuquisaca “queda suspendida la ejecución del mandamiento de condena emitida por el  Tribunal de Sentencia Penal Número 1 de la ciudad de  Cochabamba hasta la emisión de la resolución de la acción tutelar admitida por esa Sala”.

Lo que se debe tener en cuenta es que no se puede mezclar la justicia con la política, es decir, no tiene que haber injerencia ni presiones de ninguna índole de parte alguna,  porque se debe procesar todos los casos con imparcialidad.

Eso implica que los políticos, de una u otra parte, no deben presionar o exigir que los administradores de justicia  adecúen sus fallos a sus requerimientos particulares, sin  importar de donde provengan estas presiones.

Porque tras conocerse la determinación del tribunal de Chuquisaca, en el que se deja en statu quo la situación del Alcalde, ya se escucharon voces de crítica a la decisión de la justicia, exigiendo, además, que se resuelva el tema con la mayor celeridad posible.

Tampoco se debe perder de vista el informe del Grupo  Interdisciplinario de Expertos Independientes (GIEI) que destacó la falta de independencia de la administración de justicia en el país, además de la ausencia de garantías del  debido proceso y el uso abusivo de la prisión preventiva,  entre otros.

Por eso es importante que se deje trabajar a la justicia sin presiones de por medio y de acuerdo a un debido proceso en el que el culpable sea condenado con la sentencia que merece y el inocente sea absuelto. Solo así la justicia podrá recuperar la confianza que ha perdido hace muchos años.

Entrando en la página solicitada Saltar publicidad