Opinión Bolivia

  • Diario Digital | miércoles, 16 de junio de 2021
  • Actualizado 02:40

Fiesta y virus, barato casero

Fiesta y virus, barato casero

Fiestas de coronavirus, gratuitas y sin discriminar a nadie, es eso lo que podemos encontrar en nuestras ciudades y en media pandemia; fiestas que te garantizan diversión por unas horas y sin la presencia de autoridades que vengan a molestar y a terminar con tu momento de diversión.

Como si nada pasara, como si pudieran vivir por un espacio de tiempo en un mundo paralelo, se llevan a cabo actividades supuestamente prohibidas, a vista y paciencia de autoridades, más que todo municipales, que usan la ceguera selectiva al momento de salir a controlar o cerrar lugares que tienen concentradas a decenas o centenas de personas.

Mientras sucede todo eso, una familia llora la muerte de un ser querido que se contagió, Dios sabrá donde. Otros están  buscando opciones de encontrarse con el virus mortal.

Veía en unas imágenes a una muchacha corriendo por su vida para no ser atrapada por policías que llegaron a cerrar un boliche y pensé: ¿por qué no corre así para salvar su vida del virus?. Tal vez pensó que una situación asusta más que la otra, ella sabrá.

Veía a muchos renegando, muy molestos en contra de periodistas que estaban trabajando alrededor de un operativo que se dedicó a cerrar centros nocturnos, todo por mostrar lo que sucedía. Entonces me preguntaba cómo es que no están molestos con ellos mismos, por poner en riesgo a quienes aman.

La vida es esta y ,según sabemos, no hay otra. Entonces deberíamos valorarla para disfrutar un segundo más de ella. No creo que sea tan fundamental el acudir al consumo de bebidas alcohólicas en media pandemia, no veo necesario el perreo intenso bajo la fuerza de un moderno reguetón en media pandemia, cuando sabemos que los contagios están ahí.

Una mujer que entrevistaba decía: “pueden quedarse a festejar en casa, para qué salir y ponerse en riesgo”. Pensaba que lo que ella decía es tan sencillo, pero al parecer tan difícil de cumplir. Tras que abrieron la posibilidad de reanudar actividades, muchas y muchos salieron de casa para dar rienda suelta a la diversión y sin protección.

¿Cuál será la cifra real de casos diarios en nuestras ciudades?, ¿cómo estará la situación real de coronavirus en Bolivia? Mientras tanto esperemos que el susto de tener un virus apuntando a nuestras cabezas, nos aleje del peligro y nos haga entender que muchas actividades tienen que estar enmarcadas en el amor que nos tenemos y que le tenemos a nuestros seres queridos.

CON LLAJUITA

CLAUDIO ROJAS V.

Periodista y docente universitario

[email protected]

Entrando en la página solicitada Saltar publicidad