Opinión Bolivia

  • Diario Digital | sábado, 15 de junio de 2024
  • Actualizado 00:00

2024: Elecciones y sus consecuencias ¿globales?

2024: Elecciones y sus consecuencias ¿globales?

El año 2024 se vislumbra como uno de los más importantes a nivel mundial, no solo debido a megaeventos deportivos como los Juegos Olímpicos de París, la Copa América en Estados Unidos o la Eurocopa en Alemania, sino también porque más del 40% de la población mundial está convocada a votar este año.

Casi cien países celebrarán elecciones en 2024, desde municipales (como en Brasil o Turquía), parlamentarias (destacando Reino Unido y Bielorrusia) y legislativas (Botsuana). Además, también se llevarán a cabo procesos electorales para el Parlamento Europeo en todos los países miembros de la Unión Europea. Sin embargo, el foco principal está en las diversas elecciones presidenciales, ya que en casi todos los continentes importantes países elegirán a sus máximos mandatarios. Lo más destacado de esto, por lo demás, es que varias de estas contiendas electorales tendrán repercusiones a nivel internacional, definiendo no solo el futuro de sus países en cuestión, sino teniendo también efectos en términos de interés regional y mundial.

En este sentido, en el calendario electoral destacan las elecciones en Estados Unidos, con Joe Biden y Donald Trump compitiendo nuevamente por la presidencia. Esta contienda será seguida de cerca en todo el mundo, ya que las decisiones de Washington siempre tienen repercusiones globales, como el refuerzo en la frontera con México u otros puntos clave de la política exterior norteamericana. Los resultados influirán en las relaciones estratégicas del país del norte con sus aliados clave en Europa (a través de la OTAN) y en el rol hegemónico de EEUU en conflictos en Medio Oriente y Ucrania.

Las elecciones en Taiwán, por otro lado, ya se han celebrado, con la victoria de William Lai, lo que refleja el sentimiento anti-China persistente en la isla. Esto afecta las relaciones de este país con China, aumentando las tensiones en la región y abriendo la posibilidad de conflictos con impacto global. Otro evento crucial son las elecciones en Rusia, donde la reelección de Vladimir Putin parece inevitable. Esto podría igualmente intensificar el ritmo de la invasión rusa en Ucrania, generando repercusiones mundiales, especialmente en la respuesta de Estados Unidos.

Por último, en América Latina se celebrarán siete elecciones destacadas, incluyendo las de México y Venezuela. En México, la posibilidad de elegir a la primera presidenta mujer podría tener impacto más allá de sus fronteras, especialmente en Estados Unidos y Latinoamérica. En Venezuela, la inhabilitación de la líder opositora María Corina Machado ha desencadenado una crisis política que afecta los Acuerdos de Barbados e impulsará una serie de sanciones estadounidenses contra el gobierno de Nicolás Maduro.

De esta manera y, en términos generales, el calendario electoral del 2024 parece presentar elecciones reñidas y controversiales con el potencial de reconfigurar alianzas globales, aumentar fricciones geopolíticas y generar nuevos conflictos con efectos multidimensionales en varias regiones del mundo. Los resultados podrían augurar tiempos de mayor volatilidad e incertidumbre geopolítica a nivel global, con posibles crisis y conflictos en distintas regiones.