Opinión Bolivia

  • Diario Digital | viernes, 17 de septiembre de 2021
  • Actualizado 05:19

LA INYECCIÓN CON LA NUEVA TECNOLOGÍA FACILITA EL TRANSPORTE DEL MEDICAMENTO HASTA ES EL MISMO NÚCLEO DE LA CÉLULA AFECTADA

Nanopartículas contra el cáncer

Nanopartículas contra el cáncer



Científicos estadounidenses han creado un medicamento inyectable que genera nanopartículas capaces de facilitar la cura de la metástasis de tumores en el pulmón e hígado de ratones, según un estudio que publica hace una semana la revista Nature.

La investigación, desarrollada por expertos del Instituto Metodista de Houston (HMRI), podría transformar radicalmente el tratamiento de un cáncer de mama negativo triple que se ha propagado a los pulmones y el hígado, destacan sus responsables.

La mayoría de las muertes por cáncer, recuerdan, se producen por la metástasis de un tumor en el pulmón y el hígado, para la cual no hay, de momento, un tratamiento efectivo.

Los medicamentos disponibles ofrecen beneficios muy limitados, dado que no son capaces de superar ciertas barreras biológica que erige el organismo y de llegar hasta las células cancerígenas en los niveles de concentración necesarios.

Los expertos en nanotecnología y cáncer del HMRI podrían haber resuelto ese problema al desarrollar un medicamento capaz de generar nanopartículas en el interior de un pulmón de roedores afectado por metástasis.

Los resultados de este estudio demostraron que, después de ocho meses de tratamiento con este nuevo procedimiento, no había rastro de metástasis en el 50 por ciento de los ratones enfermos, lo que equivaldría, aproximadamente, a prolongar 24 años la esperanza de vida en humanos.

Esta técnica, además, elimina los efectos secundarios negativos que producen la mayoría de los medicamentos convencionales cuando el sistema inmunológico del cuerpo humano los incorpora a tejidos sanos y, en consecuencia, tampoco llegan al tumor en los niveles de concentración necesarios, explicó el presidente y consejero delegado del HMRI, Mauro Ferrari.

Sortea las barreras biológicas

El equipo de la nanotecnología, a través de una inyección, ayuda a colocar el medicamento en la célula afectada por la metástasis, lo que neutraliza sus mecanismos de defensa.

"Esto podría parecer ciencia ficción, como si hubiésemos sido capaces de penetrar en la Estrella de la Muerte de la Guerra de las Galaxias y destruirla, pero lo que hemos descubierto es revolucionario", señaló

el presidente y consejero delegado de Instituto Metodista de Houston (HMRI), Mauro Ferrari Ferrari.

Lo que han desarrollado, apunta, es un tratamiento que "crea nanopartículas dentro del cáncer" y que libera "el medicamento en el núcleo celular".

"Con este generador de nanopartículas inyectable hemos sido capaces de hacer lo que la quimioterapia convencional, las vacunas, la radiación y otras nanopartículas no han logrado", agregó Ferrari.

El Instituto Metodista de Investigación de Houston espera recibir luz verde de las autoridades competentes para iniciar pruebas clínicas en humanos en 2017.

"No quisiera elevar demasiado las expectativas de los miles de enfermos de cáncer que esperan una cura, pero los resultados son increíbles. Hablamos de transformar el tratamiento de la metástasis para que deje de ser una sentencia de muerte", afirmó el experto.

Nanotransportador

Asimismo, el Consejo Superior de Investigaciones Científicas en Barcelona, España, desarrolló un nanotransportador basado en nanotubos de carbono para ser usado en tratamientos de radioterapia contra el cáncer.

La investigación, en la que han colaborado el Instituto Catalán de Nanociencia y Nanotecnología, el Centre National de la Recherche Scientifique (CNRS, por sus siglas en francés), y el King´s College de Londres, fue publicada en la revista ´Nanoscale´ y forma parte del proyecto Radioactivity Delivery (Raddel), dentro del programa Marie-Curie Initial Training Network (ITN), que está coordinado por el investigador Gerard Tobías.

Raddel tiene como objetivo desarrollar nuevas herramientas de diagnóstico y terapia basadas en nanocápsulas establecidas en nanotubos de carbono, que transportan compuestos de utilidad biomédica en su interior.