Opinión Bolivia

  • Diario Digital | miércoles, 18 de septiembre de 2019
  • Actualizado 01:37

Evo reconoce que tuvo un hijo con Zapata pero falleció

Evo reconoce que tuvo un hijo con Zapata pero falleció

El presidente Evo Morales reconoció hoy que en 2007 tuvo un hijo con Gabriela Zapata, actual Gerente Comercial de la empresa china CAMC, y reveló que el niño falleció. El Primer Mandatario deploró las acusaciones que recibió en su contra de tráfico de influencias

“Evidentemente a la señora Gabriela Zapata Montaño conocí en 2005, y la verdad que era mi pareja en 2007. Tuvimos un bebé y lamentablemente, nuestra mala suerte, ha fallecido. Tuvimos algunos problemas y a partir de ese momento nos distanciamos. No puedo entender que algunos usen eso con fines netamente políticos. No sé si tendrán moral, no sé si están basados en la legalidad, usar, lamento decir, un niño que no existe”, lamentó Morales en conferencia de prensa en Santa Cruz

El miércoles, el periodista Carlos Valverde reveló la relación entre Morales y Zapata y denunció tráfico de influencias porque la empresa en que trabaja Gabriela tiene varios contratos con el Gobierno

Ayer, el ministro de la Presidencia, Juan Ramón Quintana, indicó que esta empresa china se adjudicó siete contratos del Gobierno por 556 millones de dólares.
El Presidente negó que haya incurrido en tráfico de influencias porque no sabía sobre las actividades de Gabriela, desde que se separaron. Argumentó además que no pudo cometer este delito debido a que el Gobierno incluso rescindió el contrato con CAMC para la construcción de la vía férrea Bulo Bulo-Montero, por incumplimiento de la empresa

Evo agregó que recién se enteró que el exministro de Gobierno, Wilfredo Chávez, también trabaja para CAMC y reiteró que él no tiene ninguna influencia en esta empresa

Morales deploró los ataques contra su persona. Recordó que lo sindicaron de tener una relación con la hija de la exministra Nemesia Achcacollo, lo cual aseguró que el mentira

También rememoró otros episodios en que supuestamente los ataques involucraron a su familia. Denunció que en 2007 “gente de Manfred Reyes Villa” intentó secuestrar a su hijo Álvaro y que, durante una campaña, allegados a Samuel Doria Medina ofrecieron a su vástago hacer una aparición con el opositor.