Opinión Bolivia

  • Diario Digital | domingo, 15 de septiembre de 2019
  • Actualizado 06:23

Cinco tips para que tus niños elijan alimentos saludables

Expertos en nutrición recomiendan a las madres dar nuevos productos de a poco y felicitar al infante por sus logros, entre otros consejos.
Cinco tips para que tus niños elijan alimentos saludables


Un elemento clave en la estrategia que implementó la ciudad de Leeds(Inglaterra) para atacar el problema de la obesidad fue centrarse en los niños de edad preescolar y darles clases a sus padres para enseñarles a animar a sus hijos a comer sano.

1. Hacer participar a los niños en la decisión de qué comer desde una temprana edad, ofreciéndole para elegir entre dos alternativas saludables, puede ayudarlos a elegir alimentos sanos. Cuando no les damos una opción, pueden pensar que no los escuchamos y sentirse frustrados.

2. Anna Groom, nutricionista infantil, sostiene que "es importante que tengan alguna comida que sabemos que les gusta, pero también podemos introducir algo nuevo en su plato en una cantidad pequeña", dice.

A Belinda Mould este método le funcionó muy bien con su hija de 3 años, que antes solo comía salchichas y frijoles.

"Si le dábamos algo distinto lo tiraba al piso o lo ignoraba y no comía nada", le explica Mould a la BBC.

Pero cuenta que después de darle con regularidad pequeñas cantidades de alimentos nuevos, su hija ahora come casi de todo.

"Yo le digo: Come un bocado solo para probarlo y, si no te gusta, puedes comer otra cosa´", cuenta Mould.

"Tienes que ser insistente", añade. "Si lo rechazan, trata nuevamente otro día".

3. Tina Le dice que sentar un buen ejemplo para un niño en una edad temprana es clave.

"Si comes sano, es más probable que tu niño imite lo que tu haces", explica. Groom agrega que es importante que los padres no den opiniones negativas sobre los alimentos que no les gustan delante de sus niños, ya que eso puede influir en su actitud frente a la comida.

4. Ofrecer premios y felicitaciones por comer sano puede reforzar los buenos hábitos, dice Le.

Sin embargo, enfatiza, los premios no deben ser alimentos sino actividades como ir al parque, colorear un libro o colocar una pegatina en una cartulina que sigue el progreso del niño. "No digas si comes esto te daré un chocolate o un helado, porque eso les hace sentir que la comida que queremos que coman vale menos que el premio", explica.

5. "Aliéntalos a comer sano porque eso los hace sentir bien, más que por que los hace verse de cierta forma", explica. "Decir cosas como ´convirtámonos en una familia más sana´ hace que el niño no se dé cuenta de que los padres están preocupados por su peso, pero aún así mejora su dieta".