Opinión Bolivia

  • Diario Digital | domingo, 29 de noviembre de 2020
  • Actualizado 03:35

Saltarse el desayuno aumenta el riesgo de padecer diabetes

Investigadores hicieron un trabajo con mujeres con sobrepreso y detectaron que las que no consumian el primer alimento del día, desarrollaban resistencia a la insulina.
Saltarse el desayuno aumenta el riesgo de padecer diabetes.
Saltarse el desayuno aumenta el riesgo de padecer diabetes.
Saltarse el desayuno aumenta el riesgo de padecer diabetes

Un estudio de la Universidad de Colorado, demostró que cuando las mujeres con sobrepeso se saltaban el desayuno, desarrollaban resistencia a la insulina. Cuando esto ocurría, necesitaban más insulina para que el azúcar en su sangre regresara a los niveles normales.

La resistencia a la insulina de las participantes fue de corta duración. Pero si este trastorno se vuelve crónico, se convierte en un factor de riesgo para la diabetes. El exceso de peso, por su parte, constituye en sí mismo otro factor de riesgo.

Por eso, tomar todos los días un desayuno saludable puede ser beneficioso para tu salud. No solo te ayuda a bajar de peso, sino que al hacer que tu organismo controle mejor la insulina, te ayuda a evitar la diabetes tipo 2.

Los investigadores midieron los niveles de insulina y el nivel de azúcar en la sangre de las participantes en dos días diferentes, después del almuerzo. Un día, las mujeres habían desayunado; otro, se habían saltado el desayuno.

Normalmente, los niveles de glucosa (azúcar) se elevan después de comer, lo que a su vez desencadena la producción de insulina. Ese proceso ayuda a que las células absorban la glucosa y la conviertan en energía. Sin embargo, los niveles de glucosa y de insulina después del almuerzo eran mucho más altos el día en que las participantes se habían saltado el desayuno que el día en que habían desayunado.

La explicación es que cuando las participantes no desayunaban, necesitaban un nivel más alto de insulina para procesar la misma comida.

Hubo un aumento del 28% en la respuesta a la insulina y un aumento del 12% en la respuesta de la glucosa tras no desayunar.  Eso representa un aumento leve en la glucosa y uno moderado en la insulina.

Los expertos dicen que el estudio no prueba causalidad, pero sí halló una relación entre saltarse el desayuno y un aumento en los niveles de insulina. Tampoco se sabe si el efecto es a corto o largo plazo. Aún se necesitan más investigaciones para verificar los resultados.

Qué debe comer en el primer alimento del día

Es importante que el desayuno tenga tres tipos de alimentos:

1. Alto en fibra. Se trata de un alimento rico en carbohidratos y fibra, y aporta mucha energía para afrontar el día. Los desayunos ricos en fibra también incluyen fruta, pan integral y algunos tipos de cereales.

2. Bajo en grasas saturadas. El típico desayuno inglés –que incluye tocineta, huevos revueltos y salchichas– no es la mejor opción. Debería ser bajo en grasas y alto en carbohidratos nutritivos, como los que tienen en legumbres, frutas y vegetales.

3. Ni sal ni azúcar añadido. Una pieza de fruta fresca, guisada o seca podría servir para hacer que nuestro desayuno sea más dulce y apetecible al paladar, y es mucho mejor que agregar azúcar morena o miel.

¿Es el alimento más importante del día?

¿El desayuno es la comida más importante del día? es una pregunta que hemos escuchado desde que tenemos uso de razón. Es bueno para ti, para tu metabolismo, hace que no comas a deshoras y te mantiene en forma. Lo sabemos de memoria.

Más allá de defender que el desayuno es parte de un estilo de vida saludable, un informe del Observatorio Nacional de Obesidad de Reino Unido concluyó que no es claro si hay una relación causal con el Índice de Masa Corporal (IMC, o peso) o si el desayuno es simplemente uno de los muchos factores que contribuyen a un peso saludable.

Sin embargo, dice que es la comida más fácil de consumir de manera correcta durante el día y que saltársela inevitablemente conlleva el riesgo de estar comiendo entre comidas algo poco saludable lo que a su vez deriva en una lucha constante para lograr el equilibrio de nutrientes necesarios para que no tengan problemas a lo largo del día.