Opinión Bolivia

  • Diario Digital | lunes, 23 de mayo de 2022
  • Actualizado 22:47

Índigo se inspira en la chola paceña y crea su propia Ciudad Maravilla

La marca trabaja con más de 220 artesanas de El Alto con quienes elaboró su nueva colección de tejidos hechos a mano en algodón, baby alpaca y seda. 

Camisa de seda, minipollera rosa y chompa con detalle abullonado (i). Minivestido multicolor similar a pollera con top abullonado (c). Minipollera calipso acompañada de camisa y chaleco. FAVIO GUTIÉRREZ-DIEGO GONZALES
Camisa de seda, minipollera rosa y chompa con detalle abullonado (i). Minivestido multicolor similar a pollera con top abullonado (c). Minipollera calipso acompañada de camisa y chaleco. FAVIO GUTIÉRREZ-DIEGO GONZALES
Índigo se inspira en la chola paceña y crea su propia Ciudad Maravilla

La Paz es mística, es caos, es contraste. La chola paceña es fortaleza, es historia, es resistencia. Estas características y otras más están traducidas en cada prenda de la nueva colección de Índigo, denominada “Ciudad Maravilla, que no es otra cosa que un homenaje, a través de la moda, a esa metrópoli que cautiva e inspira. 

La nueva propuesta de la marca contempla vestidos, cárdigans, chompas, chalecos, tops y pantalones, entre otras prendas más, que reinterpretan las polleras, los hombros voluminosos, el peplum y los escotes corazón tan característicos de la mujer paceña.

Maxichalina marrón tejida a palillo acompañada de una microfalda hecha con baby alpaca.
Maxichalina marrón tejida a palillo acompañada de una microfalda hecha con baby alpaca.

“Son piezas con siluetas estructuradas que buscan transmitir la clase y el encanto de los años 50 y 60, época crucial para el empoderamiento femenino y la rebeldía de las mujeres, que ahora son independientes, exitosas y empoderadas. La chola paceña es nuestra inspiración, los paisajes y colores de la Ciudad Maravilla dan como resultado esta colección en la que predomina la experimentación de tejidos y la femeneidad reinterpretada”, describe María Teresa Roca, una de las diseñadoras. 

Pero, además de rescatar el valor de la chola paceña y la fuerza de su ciudad, Índigo es una marca que va un paso más allá de la moda. Este proyecto trabaja con más de 220 artesanas de El Alto y comunidades cercanas, muchas de ellas atravesaron situaciones de maltrato, por lo que la firma busca darles un espacio donde se puedan empoderar y aportar a la economía de sus familias. 

“A través de su optimismo y coraje, han logrado salir adelante y su trabajo cumple con todos los estándares de calidad, calificando para ingresar a mercados internacionales”, sostiene Roca.

Cárdigan bordado a mano con el nombre de la marca.
Cárdigan bordado a mano con el nombre de la marca.

Las creaciones de estas mujeres no solo sirven para conservar las tradiciones del país, sino para recuperar saberes que parecen diluirse con el paso del tiempo. 

Cuidar el medioambiente es uno de los principales objetivos de la firma, por ello, utilizan materiales naturales como la lana de alpaca, baby alpaca, algodón y seda, y toman especial atención al proceso de obtención de la materia prima.  

Las hermanas María Teresa y Alison Roca son las mentes creativas de Índigo y las encargadas de darle un giro al concepto de moda nacional, haciéndola sostenible y con responsabilidad social. 

Cada prenda combina técnicas de macramé, crochet, palillo y bordado que garantizan un acabado de primera calidad. “Para nosotras, invertir en el proceso creativo es elemental, por eso solo sacamos dos colecciones anuales, haciendo una moda lenta para preservar nuestro planeta”, sostiene María Teresa.

Actualmente, reciben capacitación para participar en la feria internacional Neonyt, en Frankfurt, Alemania, donde mostrarán lo mejor de la moda nacional, en 2023. 

“El camino no ha sido fácil, pero estamos seguras que en Bolivia hay mucho talento. Hoy vemos que no son solo nuestros sueños, sino el de nuestras tejedoras que se están formando como microempresarias. Conocer sus historias y sus sueños es lo que nos da fortaleza para seguir construyendo un futuro mejor”, finaliza Alison. 

Vestido tejido en monograma en tono beis.
Vestido tejido en monograma en tono beis.