Opinión Bolivia

  • Diario Digital | sábado, 30 de mayo de 2020
  • Actualizado 04:08

El astrólogo Ramsés: “Evo volverá a Bolivia y será detenido”

Según el especialista nuevos liderazgos políticos permitirán que este 2020 el país elija un presidente. Además, vaticinó cambios económicos y medioambientales positivos.  

CORTESÍARAMSÉS /PÁGINASIETE/ ARCHIVO/ FUNDACIONALPHAYOMEGA.COM
CORTESÍARAMSÉS /PÁGINASIETE/ ARCHIVO/ FUNDACIONALPHAYOMEGA.COM
El astrólogo Ramsés: “Evo volverá a Bolivia y será detenido”

Bolivia ha atravesado por muchos acontecimientos estos últimos años, especialmente en el que está por concluir. Uno de los más trascedentales fue lo que pasó en las últimas elecciones del 20 de octubre que movilizó a los bolivianos y los llevó a las calles a protestar para derrocar al expresidente Evo Morales. Esta renuncia no fue coincidencia y uno de los personajes importantes que vaticinó este hecho es Ramsés, el astrólogo a quien le cambió la vida después de esta predicción.

Edgar Fernández Lazcano, más conocido como Ramsés, es un astrólogo y cosmobiólogo que trabaja en este campo desde el año 1998. A los 16 años fue militante de la Juventud Comunista de Bolivia. En 1994, estuvo asilado en Estados Unidos por un caso relacionado con narcovínculos; al año siguiente se fue a Argentina y allí comenzó su preparación en la rama de la astrología.

OPINIÓN (O.) ¿Cómo cree que se encuentre el país después de las nuevas elecciones?

RAMSÉS (R.) En primer lugar, este Gobierno de transición por las condiciones en las que está en el poder y con el tiempo que le demandará la preparación de nuevas elecciones tiene una tendencia a prolongar su mandato, como lo había sostenido a principios de noviembre cuando dije que el mandato de la presidenta Jeanine Áñez de tres meses se iba a recorrer de seis a nueve meses y me ratifico en esa idea.

Van a surgir nuevos liderazgos políticos. Luis Fernando Camacho va a mantener la idea de ser presidenciable, lo propio Marco Pumari. También habrá otros liderazgos en el Movimiento Al Socialismo (MAS). Por ejemplo, en el presagio se ve que van a intentar llevar a un candidato varón acompañando de una mujer, pero esa no es la fórmula correcta para el MAS. Desde de la clarividencia, lo ideal es llevar de candidato presidencial a una mujer y de vicepresidencial a un hombre.

Ahora, el único hombre en la estructura política electoral del próximo año, que se convierte en factor de cohesión y unidad, sigue siendo Carlos Mesa. También van a haber nuevos liderazgos de personas del ámbito sindical, de los médicos, docentes o profesores. Eva Copa podría ser presidenciable, no necesariamente con el MAS, sino con la invitación de algún partido político o alianzas que puedan darse por pedido del pueblo alteño, y hasta

paceño, que podría concitar mucha importancia en el electorado. 

Lo cierto es que en Bolivia el 2020 va a haber un nuevo Gobierno, un nuevo presidente, una línea diferente a lo que vivimos en los últimos 14 años.

O. ¿Visualiza a Eva Copa como candidata presidencial, pero alejada del MAS?

R. Eso es lo que yo sostengo. El error más grande que ha cometido Evo Morales, como estadista, como exgobernante y como político, ha sido dejarse llevar por el capricho, el ego y la testarudez. La fórmula ideal, a mi criterio, sería Eva Copa, candidata a la presidencia, y puede, entre varios nombres, elegir un hombre para llevar a la vicepresidencia. Esa fórmula atemorizaría a sus adversarios y tendría la capacidad de incluso aplastarlos o ganarles. Solo insisto y remarco que es desde el presagio.

O. ¿Cree que Carlos Mesa ratifique su candidatura con Pedraza?

R. Vi declaraciones de Carlos Mesa donde mantiene la fórmula Mesa-Pedraza. Él (Gustavo Pedraza) es un profesional notable, un ciudadano oriental reconocido en Santa Cruz y en Bolivia. Es un hombre con ética y moral que sabe que, de mantenerse la fórmula, no es muy útil para la elección. 

Los hechos van a provocar que se modifique esa fórmula y lo probable es que vaya otra persona. Me animo a decir que será de la región del oriente. Considero que es una mujer la vicepresidenciable y eso potenciaría mucho las probabilidades de Carlos Mesa, incluso de ganar en primera vuelta. Se me ocurren varios nombres como Adriana Gil, que también pueden potenciar esa fórmula y, desde el presagio, me animo a decir que la fórmula Mesa- Pedraza se va a modificar por Pumari, o alguna mujer del oriente.

Creo que el año 2020, en la arquitectura política de Bolivia, la mujer va a tener un rol protagónico, siguiendo un poco lo que ha pasado. Por azares del destino tenemos una presidenta mujer por segunda vez en la historia de Bolivia, entonces puedo dar nombres: Soledad Chapetón, Eva Copa, alguna persona de Santa Cruz que también la veo como presidenciable. Pero no Jeanine Áñez, a ella la veo en un futuro.

O. ¿Usted cree que Evo Morales retorne a Bolivia?

R. Claro que sí, Evo Morales tiene un problema relacionado con la justicia internacional que cada vez lo va acorralando más y más. En Argentina, en este caso, tiene asesores legales que le advierten el riesgo de que puede ser detenido ahí mismo y tal vez ser extraditado a otro país. Ese procedimiento judicial internacional cada vez se va cerrando y a eso le agrego el problema delicado de salud que tiene. Es un hombre enjaulado en la posibilidad de volver. Creo que va a intentar retornar a Bolivia, donde va a ser detenido aún cuando haya movimientos sociales que lo apoyen. Su retorno, dentro el presagio, se prevé pero no en tiempo corto sino en uno, dos o hasta tres años, a consecuencia de la salud y la presión jurídica internacional. No tiene otra alternativa más que retornar, pero en condiciones de desventaja de ser encarcelado o detenido.

O. ¿Cree que hayan conflictos como los de este año?

R. Hay una especie de estrategia que se está planeando desde Argentina, desde luego que los gestores son Evo Morales, Álvaro García Linera y toda la gente alrededor de él que genera protesta, descontento y convulsión. 

El 22 de enero va a haber movilizaciones pero no en la proporción que se ha producido semanas atrás. Va a ser mucho más frágil. Vamos a retornar a la única vía, la democrática, a la espera de las elecciones.

O. ¿Cómo ve la economía del país?

R. El nuevo Gobierno va a tener que encarar la economía con firmeza y con mecanismos que no van a ser bien vistos en el pueblo. Por ejemplo, la modificación en el precio de  combustibles, el dólar va a ser difícil que mantenga su estabilidad, pero pienso, y basándome en la interpretación, que todavía hay oxígeno y aire para 2020. 

Tiende a ser más preocupante el 2021 y 2022, esos van a ser tiempos críticos y difíciles. La naturaleza no va a dejar de ser sorprendente con nuestro país porque el 2020 se empieza a negociar la exportación de litio que seguirá elevando su cotización en el mercado internacional y propiciará que Bolivia firme contratos espectaculares que nos aseguren un ciclo de 10 a 20 años, en el que nos vamos a convertir en una economía más robusta. Entonces, el Gobierno que entre, tiene que manejar bien esos recursos      naturales y así podremos pasar de un tiempo de crisis a uno de mayor bonanza.

O. ¿Cómo ve el tema ambiental?

R. En los meses de enero, febrero y parte de marzo debemos prepararnos para un tiempo muy complejo en cuestión de lluvias, inundaciones, riadas, deslizamientos y granizadas. La naturaleza va a ser compleja y agresiva con Bolivia. 

En las zonas del oriente y los valles los incendios ya no van a tener la envergadura que hemos visto, al contrario, va a ser un tiempo mas húmedo, la sequía se va a concentrar en la parte occidental del país. En La Paz hay que tener cuidado con el agua.

O. ¿Usted cree que haya un incremento de feminicidios en Bolivia?

R. Es difícil entender cómo la ley que se ha aplicado para evitar los feminicidios y las campañas de concientización en medios de comunicación, entre otros, no sean efectivos. El incremento de mujeres fallecidas es un cuadro alarmante       y avergonzante para el género     masculino. Pero, el nuevo año va ser distinto, se va a reducir esa tendencia de violencia y muerte de la mujer. Habrá mayor  conciencia del género masculino. De hecho van       a haber muertes, pero en cifras     menores. 

O. ¿Cree que haya más cambios para el país en 2020?

R. Lo que debe cambiar el nuevo Gobierno, y  además lo que ayudaría y potenciaría a cualquier candidato que tenga el deseo de gobernar el país los próximos años, es plantearle al país reformas inmediatas en el ámbito judicial y penal concretamente. 

Lo que el pueblo debe hacer es demandar y exigir un Gobierno que proponga seguridad jurídica de manera que, de acá a 50 años, no se genere ninguna convulsión y que ningún movimiento social se atreva a afectar la propiedad privada, el ornato público y la integridad física de los ciudadanos. Estos hechos no deben quedar impunes.

O. ¿Cuál es el presagio que tiene para Cochabamba?

R. Cochabamba, el año 2020, tiene cita con una etapa totalmente diferente en el ámbito subnacional. Tanto en la Gobernación como en el municipio van a haber nuevas autoridades que le van a dar mucha estabilidad al departamento y a la ciudad. También van a modificar y reformar todo lo malo que ha estado pasando estos últimos años en la Llajta.

O. ¿Cómo cree que esté la situación del MAS en Cochabamba?

R. Si Evo Morales es quien da el visto bueno y elige a los candidatos subnacionales en Cochabamba y en todo el país, sin duda se va a tropezar con una realidad que no se imagina. Ese voto que se conseguía de un 34 hasta un 37% va a rebajar porque la gente afín a Evo por convicción sabe lo que ha ocurrido en Bolivia. 

Entonces, los candidatos del MAS que se vayan a elegir entre la gente que está en el país van a tener más éxito que en los puestos por Morales. Aquellos que sean escogidos por él van a tropezar con algo que no consideran o imaginan, una votación precaria y endémica.