Opinión Bolivia

  • Diario Digital | lunes, 23 de septiembre de 2019
  • Actualizado 16:20

[Lengua Popular] Despedida, variaciones y final

El músico Marcos Puña organiza la IV Bienal Internacional de Guitarra de Cochabamba, evento a realizarse del 20 al 22 de agosto.
[Lengua Popular] Despedida, variaciones y final

Con el apoyo de la Secretaría Superior de Culturas de la Alcaldía, Guitarras Gamboa, Andes Arte, el Conservatorio Milan y “H” estuches para guitarras, del 20 al 22 de agosto se celebrará la IV Bienal Internacional de Guitarra de Cochabamba en el Teatro Achá (donde la entradá será gratuita), evento dirigido por el guitarrista nacional Marcos Puña y que también contará con relevantes figuras de la guitarra internacional como Máximo Pujol (Argentina), Marcelo Fernandes (Brasil) y Juan Almada (Argentina)

Una de las primeras obras que realmente amé en mis años mozos de guitarrista fue el Preludio Tristón de Máximo Diego Pujol. La vieja fotocopia de la partitura encerraba ese poder que hace de la música esa pulsión absoluta que toca cada nervio espiritual del que oye, y mucho más del que la interpreta. Ahora bien, si el que interpreta deja translucir tal efecto, el que oye participa de la mágica comunión de dicha pulsión.
Pues bien, los próximos días los cochabambinos tendremos la fortuna de participar de dicha comunión en la IV Bienal Internacional de Guitarra de Cochabamba organizada por Marcos Puña. Esta edición tendrá como invitados al joven guitarrista argentino Juan Almada, al brasileño Marcelo Fernández y  por supuesto, como invitado estelar la bienal contará con la participación del gran compositor e intérprete argentino Máximo Diego Pujol. Los que no están tan inmersos en la “pequeña tribu” de la guitarra clásica quizás no puedan vislumbrar la fortuna de dicha presencia en nuestra ciudad. Pero realmente es un privilegio y una obligación participar de dicha entrega de arte puro. Gracias a la Bienal, Cochabamba pudo experimentar de cerca a “monstruos” de la guitarra clásica mundial como Fabio Zanon, Eduardo Isaac o Victor Villadangos solo por citar a algunos. Ésta vez, no solamente tendremos la presencia de Máximo Diego Pujol, sino que también será estrenada una obra dedicada por él, especialmente a Marcos Puña: Despedida, Variaciones y Final

Al inicio comentaba la poderosa pulsión que puede provocar una determinada composición en un intérprete. En el caso de Despedida, Variaciones y Final, a mí me sucede algo muy particular. Es como si la lejanía poética de una composición se fundiera con la cercanía más patente en relación con su sentido último. La obra está dedicada a Marcos Puña, mi maestro por largos años, y el sentido que busca es, en palabras de Máximo “la despedida de Marcos para su papá, con variaciones, y un final abierto, que nos está diciendo que la vida continua”.
Todos los que conocemos a Marcos de cerca sabemos cuan importante fue su padre en todos los sentidos que cabría imaginar. No recuerdo un solo concierto, en el que don Guillermo y doña Blanca no hayan estado presentes. Ninguno, y realmente fui a muchísimos. Y estoy completamente seguro, que en su caso, no se trataba de ninguna obligación filial, sino que su presencia ahí (siempre) era esencial tanto para ellos mismos, como para Marcos.
Todos los que vean tocar a Marcos en Cochabamba, si observan con detenimiento, verán que toca en un asiento muy particular. Un regalo de sus padres, una silla con un espaldar con forma de guitarra. Solo un símbolo del orgullo absoluto con el que absorbían la música de su hijo siempre. Por eso puedo comprender porque la muerte de Don Guillermo fue “la despedida más difícil”

Por la magia de la redes sociales, el gran compositor Máximo Diego Pujol a partir de su relativa lejanía, pienso que pudo canalizar algo de lo esencial de lo que acabo de contar, más allá de lo destinal del hecho, que por otra parte nos tocará vivir a todos. Lo esencial de la “pulsión”, en este caso, se desplegará como un regalo. Un regalo de Máximo para Marcos, y porque no, un regalo de Marcos a partir de su alma, sus dedos y su guitarra a todos nosotros. Los cercanos, los no tan cercanos y los lejanos.
Por supuesto es un estreno, eso quiere decir que la obra esta aún en la conciencia de Máximo Diego Pujol y en los dedos de Marcos. Pero la espera es prometedora por la genialidad de ambos. Y el “paso” hacia la vivencia se dará el próximo martes 20 de agosto en el Teatro Achá. Es un evento imperdible.
Además de los conciertos, la Bienal también nos entregará el tradicional concurso de guitarra clásica y las clases magistrales. Labor quijotesca llevada a cabo desde hace muchos años por Marcos Puña. No solamente en Cochabamba con la Bienal que viene desarrollándose desde el 2013, sino también con el Encuentro Internacional de Guitarra de La Paz y el histórico Concurso Nacional de Guitarra de Tarija. En este sentido todo el círculo guitarrístico nacional en particular, tiene una deuda enorme con el trabajo que Marcos viene llevando a cabo a lo largo de todos estos años, con todas las inmensas dificultades que ello implica. Pero sabiendo al mismo tiempo, la inmensa gratificación personal que significa aportar tanto a nuestros jóvenes músicos y a los amantes del buen arte en general.
También podemos adelantar, que próximamente Marcos Puña lanzará un nuevo disco. Esta vez homenajeando al gran guitarrista paraguayo Agustín Barrios. Quien sabe y en los conciertos de la Bienal podamos escuchar La Catedral, Vals 3 o alguna de las obras maestras del genio paraguayo. Todo como preludio a la próxima gira internacional que Marcos llevará a cabo por Argentina, Uruguay y siete ciudades españolas.
Cierro invitando nuevamente a todos los eventos de la Bienal, en particular a los conciertos, que cabe resaltar serán gratuitos. Y especialmente al estreno de Despedida, variaciones y final, en el que por rarísima vez, la concepción composicional de un maestro se canalizará a través de una interpretación absolutamente personal y pulsional: “la despedida de Marcos para su papá, con variaciones, y un final abierto, que nos está diciendo que la vida continua”

Músico y Filósofo - [email protected]