Opinión Bolivia

  • Diario Digital | miércoles, 23 de octubre de 2019
  • Actualizado 09:14

La poesía del cine

La muestra “Poetas en el cine”, organizada por el Cine club Simón I. Patiño, se realiza del 24 al 26 de julio, en su sede de la calle Potosí Nº 1450.


“Cuidado con las palabras/ tienen filo / te cortarán la lengua / cuidado” escribió con ese aire trágico con el que nació la poeta argentina Alejandra Pizarnik . Solo los poetas parecen tener un cierto conocimiento de lo que las palabras pueden hacer, de su poder expansivo, de su filo asesino, de su desromantizada puntería. Los poetas trabajan con la palabra, con cada una, la entienden se hunden en ella se dejan tragar para entenderla y por eso le temen y la respetan, le huyen y la atrapan. Los buenos poetas, gracias a la palabra, viven vidas intensas. Y son esas vidas intensas las que han inspirado un puñado de grandes películas, que encuentran coincidencias entre la vida y el vértigo de escribirla. 
Pier Paolo Pasolini, el cineasta y pensador italiano, hablaba del “cine de poesía” en contraposición al “cine de prosa” que generó grandes discusiones en su momento. Básicamente el cine de poesía se instala en la idea del cine-lengua: “mientras los lenguajes literarios fundan sus invenciones poéticas sobre una base institucional de lengua instrumental, posesión común de todos los parlantes, los lenguajes cinematográficos no parecen fundarse sobre nada: no tienen, como base real, ninguna lengua comunicativa” dice Pasolini con lo que se realza la conciencia técnica de la forma, la forma cinematográfica como dispositivo capaz de crear su propia poética y sus propias formas. Ejemplos de esto son las primeras películas de Luis Buñuel, Jean Cocteau, Einsenstein y otros. Por otro lado, estaría el cine-lenguaje, el cine de la representación. Pero hay casos en que esas dos maneras de entender el cine se encuentran y generalmente lo hacen de la mano de cineastas que han comprendido su instrumento más allá de las leyes conocidas del lenguaje y el dispositivo cine. 
Las tres películas que conforman la muestra “Poetas en el cine” que propone el Cine club Simón I. Patiño, que se realizará del 24 al 26 de julio en el Palacio Portales de Cochabamba (Avenida Potosí 1450 entre Buenos Aires y Portales) a partir de las 19.00, intentan generar una lectura que relacione el cine y la poesía tanto a nivel de contenido como a nivel de forma convocando el arte y la visión de tres importantes realizadores que siguen sus propias reglas poéticas al momento de construir sus relatos: Jim Jarmush (EEUU, Ohio, 1953), Terence Davies (Inglaterra, Liverpool, 1945) y Pablo Larraín (Chile, Santiago, 1976). Las películas seleccionadas no solo retratan y giran alrededor de la obra poética de un personaje si no que en su lenguaje, con pequeños gestos –que es la poesía sino el gesto– narrativos cinematográficos del director la obra nos acerca a un mundo poético en sí, estas películas son, respectivamente: Paterson (2016), Historia de una pasión (2016) y Neruda (2016). 

Paterson 
Jim Jarmusch (Estados Unidos) 
En su modo pausado y aguzado Jarmush mira la vida, las pequeñas cosas, los detalles como palabras aisladas del gran discurso diario y vano y le da una nueva dimensión, una dimensión poética, como esas palabras que los poetas tanto temen trata los detalles con cuidado, como si fueran brazas ardiendo. Imágenes, detalles, una caja de fósforos azules, por ejemplo. Paterson es el poeta inventado por Jarmush, lleva el nombre de la ciudad donde vive, Paterson, New Jersey y es un conductor o driver (en inglés), interpreta al personaje Adam Driver, todo son coincidencias, como si el tema de esta película fueran esas coincidencias que construyen nuestras vidas y que en más de una ocasión la embellecen. (Alba Balderrama) 

24 de julio
Dir: Jim Jarmusch 
Estados Unidos, 2016, 113 min
Sinopsis.- Historia sobre un conductor de autobús y poeta aficionado sobre las pequeñas cosas llamado Paterson, que vive en Paterson, New Jersey. (Filmaffinity)

Historia de una pasión 
Terence Davies (Reino Unido) 
No deja de ser una grata noticia que, entre 2016 y 2017, se hayan estrenado dos películas de Terence Davies, un cineasta al que suele costarle años levantar sus proyectos. Tras Sunset Song lanzó A quiet passion (Historia de una pasión), su personal biografía de la poeta estadounidense Emily Dickinson. Echando mano de su patentada parsimonia para llevar la cámara, el realizador inglés confecciona un relato que cifra en imágenes y sonido la melancolía vital de la escritora, que a la vez que lleva una vida atormentada por privaciones y contenciones sentimentales, se vuelca sobre el papel con una disciplina y potencia que abruman por la verdad y belleza que desbordan. Se trata de una película ruda y cursi, en el mejor sentido de estos adjetivos. (Santiago Espinoza A.)

25 de julio
Dir: Terence Davies 
Reino Unido, 2016, 125
Sinopsis.- Biopic de la obra y vida de la gran Emily Dickinson, una poetisa que paso la mayor parte de su vida en casa de sus padres en Amherst, Massachusetts. La mansión en la que vivió sirve de telón de fondo al retrato de una mujer nada convencional de la que se sabe muy poco. Nacida en 1803, fue considerada una niña con talento, pero un trauma emocional la obligó a dejar los estudios. A partir de ese momento, se retiró de la sociedad y empezó a escribir poemas. A pesar de su vida solitaria, su obra transporta a sus lectores a su apasionante mundo. Esta es la historia de la poeta estadounidense Emily Dickinson, desde su infancia hasta convertirse en la famosa artista que conocemos. (Filmaffinity)

Neruda 
Pablo Larraín (Chile) 
Con su ya actor fetiche, Gael García Bernal, Larraín se lanza en la vida del gran poeta Pablo Neruda, pero desde un flanco diferente y poco retratado en el cine, el político. Inventivo e inteligente, esta biopic adaptada y bellamente filmada sigue la persecución de un investigador (García Bernal) que hace del ganador del premio Nobel Neruda (Luis Gnecco) por sus inclinaciones comunistas volviéndose un fugitivo en su propio país. El New York Times la ha definido como una semi-fantástica biopic  porque hay mucho de invención a la mejor manera de un poeta que inventa su propia poesía y obra, Neruda en Neruda inventa su propio escape a medida que se acerca el peligro (Alba Balderrama)

26 de julio
Dir: Pablo Larraín 
Chile, 2016, 105 min
Sinopsis.- En 1948, el senador y escritor Pablo Neruda acusa al gobierno chileno de traicionar a los comunistas en el congreso. El presidente González Videla lo desafuera y ordena su captura. El poeta emprende la huida del país junto a su mujer. Mientras es perseguido por el prefecto de la policía, Neruda comienza a escribir “Canto general” y se convierte en símbolo de la libertad y leyenda literaria. (Filmaffinity)

Productora y gestora cultural - [email protected]