Opinión Bolivia

  • Diario Digital | domingo, 15 de septiembre de 2019
  • Actualizado 02:24

Evolucionar ha mantenido a Los Van Van en la preferencia

Sobre la destacada agrupación cubana que está en gira.
Evolucionar ha mantenido a Los Van Van en la preferencia
La agrupación cubana Los Van Van, que actuó ayer en Nueva York, se ha mantenido en la preferencia del público durante cinco décadas porque su música ha seguido evolucionando, adaptándose al paso del tiempo pero manteniendo el ritmo que les caracteriza, aseguró a Efe su director, Samuel Formell.

Según Formell, la “sabiduría” y “visión” de innovar de su padre, el bajista, compositor, arreglista, director, cantante y productor Juan Formell (1942-2014), que fundó la agrupación en diciembre de 1969 y es un referente de la música cubana, llevó al grupo a ser la primera orquesta bailable del país. “Él siempre tenía un lema y me decía: la cuestión no es llegar, es mantenerse, es lo más difícil en esta carrera”, recordó el batería, que mañana se presenta junto a la banda y los exvocalistas Mario “Mayito” Rivera, que estuvo casi 20 años con el grupo, y Pedro Calvo (de 1973 a 2002) en el Lehman Center for the Performing Arts en El Bronx, como parte de una gira en EE.UU. por las cinco décadas que cumplen este año. Los Van Van hacen un recorrido de sus éxitos entre los que no puede faltar “Sandunguera”, uno de los más populares, e incluirán temas más recientes.

Destaca que mantenerse durante tantos años “plantea que tienes que hacer cambios y no coger miedo a la evolución”, lo que caracterizó a su padre, que fusionó diversos géneros creando un género conocido como songo. “Hay que ir evolucionando con el tiempo. Muchas orquestas cubanas que fueron muy buenas, que llenaban espacios públicos y teatros se han quedado ahí”, señala. “Evolucionar dentro de nuestra misma música fue el secreto de mi padre y aprendí mucho de él, en cómo hacer los arreglos, cuál era la magia que buscaba para que cada canción pegara y buscar rítmicamente que la gente baile. Sin perder esa esencia tiene que evolucionar en cuanto a la sonoridad”, indicó.

Formell dice con orgullo que su padre fue incluso un visionario de lo que podía pasar musicalmente en un período de 20 años y recordó que en la década de 1980 compuso “Deja la bobería”, tema que “cuando lo escuchas el ritmo es el reguetón de hoy. Fue uno de los que no gustó al principio pero al pasar tres meses era un éxito”. Todas estas cosas, asegura, hace la diferencia entre Los Van Van y otras orquestas. “Cada década que escuchas al grupo hay una diferencia de sonoridades buscando la frescura y con letras que enganchan a la gente”.

Juan Formell decía que le gustaba escuchar a la gente en la calle porque de una frase podía surgir un tema, con lo que coincide Samuel. No obstante aclara que no de todas surge un tema, “porque la frase tiene primero que engancharte a ti”, y citó como ejemplo canciones que nacieron del refraneo popular: “No es fácil”, que compuso su padre y una de su autoría, “No soy un mango”. El fundador del grupo compuso innumerables temas para la orquesta, y otros que fueron éxito en la voz de artistas como Elena Burke, pero también hizo música para el cine, teatro y televisión.

Samuel, que asumió la dirección tras la muerte de su padre, señala que los nuevos temas surgen de los propios miembros y recordó que ha compuesto varias canciones, algunas incluidas en el exitoso álbum de homenaje a Juan Formell, “El legado”, que algunos colocan entre los mejores cinco discos de Los Van Van, señala. También continúan grabando composiciones de la extensa obra de Formell.

Asegura que tras cinco décadas siguen enfrentando el reto “más difícil” de mantenerse en la preferencia de los “van vaneros”. “Hay que seguir trabajando, componiendo. Tratar de hacer otro disco que supere a ‘El legado’, algo bien difícil”, afirma.

El grupo ya trabaja en dos discos por los 50 años para el que remozarán viejos éxitos y contarán con artistas invitados, entre ellos el salsero puertorriqueño Gilberto Santa Rosa y el legendario pianista cubano Chucho Valdés para acompañar a Juan Formell en “A través de mis canciones”, que siempre cantaba en su hogar acompañado por la guitarra y les gustaría que sea Marc Anthony el que cante “Marilú”.

Espera que el disco esté en la calle a finales de diciembre o enero del 2020, cuando llevarán la gira de los 50 años a Europa y Asia.



Periodista